Supermercados

Ahorramás y Mercadona, hasta un 31% más baratos que sus competidores

La cesta de la compra es un 31% más barata en los supermercados Ahorramas o Mercadona, que en El Corte Inglés, Hipercor, Caprabo o Eroski, y además es mucho más económico comprar en la ciudad de Ávila que en Las Palmas de Gran Canaria o en San Sebastián.

Así lo refleja el Observatorio de Precios al Comercio Minorista que hoy difundió el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio correspondiente al primer trimestre de este año y que, según el presidente de la Empresa Nacional Mercasa (la que elabora el estudio), Ignacio Cruz Roche, "coincide" con la tendencia que sigue la inflación.

Aunque se trata del segundo Observatorio de Precios -el primero se difundió en diciembre de 2008 y hasta el segundo trimestre de 2009 no se incluirá una variación interanual respecto al anterior- se observa una "reducción" en los precios del sector de la distribución. Así lo confirmaron la secretaria de Estado de Comercio, Silvia Iranzo, y el director general de política comercial, Ángel Allué, quien valoró el "notable esfuerzo" de los distribuidores para acercar su producto al consumidor ante la actual crisis económica.

Los datos de este estudio reflejan que Mercadona y Ahorramas son los supermercados más económicos para comprar, seguidos de Carrefour o Dia; mientras que El Corte Inglés, Hipercor, Caprabo o Eroski son los más caros.

Las diferencias de precios pueden llegar hasta el 70% en frutas o verduras, y del 60% y 40% en el pescado y la carne, respectivamente. El consumidor encontrará las frutas y verduras más baratas en Día y en Eroski, mientras que los precios del pescado son más reducidos en Ahorramas, Mercadona o Sabeco; y los de la carne en Alimerka, supermercados Froiz o El Árbol.

En cuanto a la alimentación envasada, Alcampo y Carrefour se sitúan a la cabeza de las enseñas más económicas, seguidas de lejos por Sabeco, Caprabo, Eroski o El Corte Inglés. La secretaria de Estado de Comercio resaltó la importancia de mejorar la competencia y la transparencia en el sector de la distribución comercial ante la crisis.

En este sentido, el Observatorio refleja que los precios de los alimentos envasados son más baratos en A Coruña y Gijón que en Bilbao o en Pamplona, mientras que las frutas y hortalizas registran precios inferiores en Melilla y Córdoba y superiores en Pamplona, San Sebastián y Madrid.

En los productos frescos las diferencias en el etiquetado oscilan en torno al 40%, siendo Córdoba, la mejor para comprar pescado; y Orense y Zamora las más competitivas en vender carne.

No obstante, estos datos salen de una cesta de la compra estándar, que incluye las marcas de los productos de consumo más frecuentes y, si se tomara como referencia otra más económica formada por productos iguales pero de precio más bajo, la diferencia en el etiquetado sería mayor, de entre un 20 y un 37%.

Por otra parte, el Observatorio refleja que hay una "uniformidad" de precios en todos los tipos de establecimientos, aunque los hipermercados, por ejemplo, venden los productos envasados un 4% más baratos que los supermercados pequeños.

Eso sí, éstos últimos, junto con el comercio tradicional, comercializan las frutas y hortalizas y la carne más barata que las grandes superficies, mientras que el pescado es más rentable comprarlo en los hipermercados. Los productos de droguería se adquieren más económicos en las marcas Hiperdino, Gadis y Alcampo, mientras que El Corte Inglés, Supersol y Eroski son los más caros.

El Observatorio analiza los precios de 187 productos de más de 4.000 establecimientos de 52 capitales de provincias y toma los datos de las 35 enseñas de distribución más importantes, incluidas las tres marcas líderes en tiendas de descuento.