Fórmula 1

El Mundial de Fórmula 1 se decidirá por el número de victorias

Los puntos se seguirán otorgando por el método tradicional, pero a la hora de establecer al campeón primará el número de victorias en Grandes Premios.

El piloto Fernando Alonso durante los entrenamientos en Jerez.
El piloto Fernando Alonso durante los entrenamientos en Jerez.

El Mundial de Fórmula uno 2009 se decidirá por el número de victorias en lugar de por puntos, aunque no habrá medallas para los tres primeros clasificados, según la decisión adoptada hoy por el Consejo Mundial de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA). De acuerdo con el nuevo sistema, el vencedor del campeonato 2008 habría sido el brasileño Felipe Massa (Ferrari), que ganó seis grandes premios, frente a los cinco del británico Lewis Hamilton (McLaren), que se hizo con el título. Sólo en caso de empate en el número de victorias se recurrirá a los puntos sumados a lo largo del campeonato para elegir al ganador del Mundial, que comienza el próximo día 29 en Australia.

La propuesta fue aceptada tras una proposición en ese sentido de Formula One Management (FOM), indicó la FIA en un comunicado. El Consejo, sin embargo, no retuvo la propuesta de Bernie Ecclestone, patrón de la F1, de atribuir medallas a los tres primeros pilotos en cada Gran Premio. La distribución de puntos será la misma que la de los últimos Mundiales, con diez puntos para el ganador, ocho para el segundo, seis para el tercero y, así sucesivamente, al rechazar el Consejo la propuesta de conceder 12 puntos al vencedor, nueve al segundo y siete al tercero.

Sólo afectará al campeón; el resto de puestos se determinarán por puntos

La nueva normativa sólo afectará a la hora de establecer el primer puesto de la clasificación general. El segundo puesto y sucesivos se seguirán determinado según el sistema tradicional, es decir, por puntos, según ha indicado el Consejo Mundial de la FIA tras su reunión en París.

El máximo organismo del automovilismo aprobó también fijar un tope al presupuesto de cada escudería en la temporada, que fue fijado en 30 millones de libras esterlinas, donde se incluirán los salarios de los pilotos. Lo único que quedará al margen de ese presupuesto, que será válido hasta 2012, serán los gastos de desarrollo del motor de origen, para los equipos que ya lo tengan, y las multas que se tengan que pagar a la FIA, indicó su presidente, Max Mosley. A cambio, el Consejo permitirá a los equipos una mayor libertad técnica a la hora de elaborar sus bólidos, como sistemas aerodinámicos más eficientes, alerones móviles y una menor rigidez en cuanto a las revoluciones máximas de los motores.

Mosley explicó que "la mayor parte de las medidas de ahorro introducidas en los últimos años no se aplicarán a partir de esta temporada, como la limitación de materiales, de entrenamientos, simuladores o túneles de viento. Se mantienen, sin embargo, las medidas de ahorro introducidas durante el fin de semana, como la prohibición de repostar el sábado o el parque cerrado para los coches.

PILOTOS MÁS ACCESIBLES

Además de lo anterior, la FIA ha aprobado una serie de medidas para que los pilotos participantes en el Campeonato del Mundo sean más accesibles para el público y los medios de comunicación. Así, la FIA ha determinado que los pilotos deberán asistir a sesiones de firma de autógrafos en espacios destinados a ello en la calle de garajes durante la jornada de entrenamientos libres de cada Gran Premio. Asimismo, estarán obligados a estar disponibles para los medios después de cada carrera, aunque no estén presentes en la conferencia de prensa oficial de la FIA, a la que asisten sólo los tres primeros de cada Gran Premio. También tendrán la obligación de atender a la Prensa los pilotos eliminados durante la sesión de clasificación, así como los que se vean obligados a retirarse durante una carrera.