La implantación de los 'smartphone'

Vodafone lanza el móvil Xperia X1 por 49 euros para pymes

Es uno de los terminales más esperados para 2009, y Sony Ericsson ha elegido a Vodafone para que lo comercialice en exclusiva en España. El Xperia X1, equipado con Windows Mobile, supone la primera apuesta del fabricante sueco-japonés en el segmento empresarial asociado a un operador.

Tras crecer fuertemente en España con sus teléfonos multimedia Walkman y Cybershot, ligados a la música y la fotografía respectivamente, Sony Ericsson se ha propuesto conquistar ahora un mercado en el que apenas tiene experiencia, el empresarial, y para ello ha elegido dos compañeros de viaje: Vodafone y Microsoft. La compañía sueco-nipona ha lanzado su primer móvil con Windows Mobile, el Xperia X1, y ha elegido a la citada operadora para comercializarlo en exclusiva en España.

Los tres socios aseguran que, ahora más que nunca con la crisis, el mercado empresarial busca aumentar la productividad accediendo a las aplicaciones de las compañías desde el móvil, 'y en esa dirección estamos trabajando las tres empresas', señala David Fernández, director de la División de Negocio de Windows Mobile España, que añade que el Xperia X1 encaja con esta demanda.

La misma razón ha impulsado a Vodafone a hacer 'un esfuerzo extra en relación a lo que son las condiciones normales de subsidio', subraya Ignacio Román, director de la Unidad de Negocio de Terminales de Vodafone España. El coste más bajo del terminal va a ser el de 49 euros en el caso de los autónomos y las pymes. 'Hacemos una apuesta muy fuerte por este segmento de mercado porque entendemos que ahora es cuando más hace falta apoyarlos'.

La operadora, que se ha propuesto convertir el móvil en el dispositivo por excelencia de acceso a internet y de comunicación, ha lanzado el móvil de Sony Ericsson con distintos precios para empresas y particulares, aunque hará sobre todo foco en el mercado corporativo.

Así, las empresas que den de alta una nueva línea con portabilidad en los planes Todo en Uno de Vodafone podrán conseguir el terminal desde 109 euros (49 euros en caso de ser pyme). Eso sí, deberán contratar el servicio de correo profesional y firmar un contrato de permanencia de 18 meses en voz y en servicio de e-mail. Si la empresa dispone del servidor Microsoft Exchange, el precio mínimo baja hasta los 99 euros.

En el caso de particulares, el terminal tiene un precio mínimo de 159 euros para los clientes de portabilidad, que estarán obligados también a permanecer con la operadora 18 meses, contratar el Plan Relax 50 y una tarifa plana de internet móvil de 12 euros. 'Esto es así porque se trata de un dispositivo que está configurado para tener un uso intensivo de la red, y lo que queremos es dar tranquilidad al cliente sobre su factura, que tenga siempre su gasto controlado', dice.

El nuevo terminal de Sony Ericsson, que también se vende en el mercado libre a un precio que ronda los 699 euros, es cuatribanda, tiene pantalla táctil de 3 pulgadas y un teclado completo Qwerty deslizante, además de otro virtual y un puntero.

Quizás su innovación más destacada sea su interfaz, que incluye nueve paneles (cada panel es una aplicación) que pueden personalizarse y que aparecen al mismo tiempo en la pantalla del equipo, 'lo que facilita el uso de las distintas aplicaciones, porque cambias de una a otra con un simple clic', comenta Magnus Ahlqvist, director general de Sony Ericsson Iberia.

El equipo viene con siete paneles preinstalados, incluido el motor de búsqueda de Google, un calendario, accesos a los servicios multimedia o un salvapantallas. Además, otros paneles pueden ser descargados de la web de Sony Ericsson e instalados por el usuario, como Facebook o Windows Live. El Xperia X1 dispone, además, de una cámara de 3,2 megapíxeles, memoria interna de 400 megas, programas ofimáticos y conexiones Wifi y HSDPA para aumentar la velocidad de la comunicación.

La crisis va a polarizar el mercado de terminales

Sony Ericsson y Microsoft llevan semanas con una campaña publicitaria muy agresiva del nuevo Xperia X1. Quieren dar al terminar la máxima visibilidad posible frente a una competencia dura, marcada por el iPhone de Apple, el Samsung Omnia o la Blackberry Storm, entre otros. Magnus Ahlqvist confía en mantener su posición en España, pese a que la situación actual es complicada. 'Sony Ericsson creció un 15% en España en 2008, mientras el negocio del móvil cayó un 10%-11%. Actualmente estamos en segunda posición con un 18% de cuota de mercado, tras Nokia, y creemos posible mantenerla'.

En este contexto, aclara Ahlqvist, lo importante es hacer una oferta que encaje bien con lo que demanda el mercado, 'y en esta tarea es fundamental colaborar con socios, como Vodafone y Microsoft. En tiempos difíciles, la cooperación es más importante que nunca'.

Ignacio Román, de Vodafone, coincide en que el mercado está difícil, pero 'va a haber bastantes oportunidades', dice. 'Se producirá seguramente una polarización de la oferta. Es de prever que en este entorno de crisis vayan a funcionar mejor los segmentos más bajos, más ligados al precio, y los más altos (los smartphones), pegados al internet móvil, a las aplicaciones y los servicios celulares, porque aportan un gran valor al usuario'. Por contra, el directivo de Vodafone cree que se verá en el mercado una reducción del número total de dispositivos de gama media.

Cuotas en el móvil

Vodafone tiene, según IDC, una cuota del 51% en el mercado de correo en movilidad. La misma consultora desvela que Windows Mobile es la plataforma más utilizada para navegar por internet y acceder al e-mail, y ello pese a ser el segundo sistema operativo móvil, tras el Symbian de Nokia.