Inmobiliaria

Colonial debe provisionar 135,69 millones por una deuda de Nozar

Nozaleda firmó dos ventas que no fructificaron.

La inmobiliaria Colonial tendrá que provisionar 135,69 millones de euros en las cuentas de su ejercicio de 2008 dado que no ha recibido un pago pendiente por esa cantidad del grupo Nozar, confirmó ayer un portavoz de la compañía.

La deuda contraída por Nozar con Colonial proviene de dos contratos firmados por el grupo con la inmobiliaria en 2007. El 26 de julio de ese año Nozar firmó dos contratos de venta de un inmueble y de suelo en Madrid a Colonial pendientes de ciertas modificaciones de calificación de los activos a cambio de las cuales Colonial entregó pagarés y anticipos. Esas modificaciones legales no se produjeron por lo que Colonial solicitó el 31 de enero la devolución de las cantidades entregadas. Pero Nozar no pudo devolver los importes recibidos anteriormente y aportó como garantía adicional de la deuda contraída el 98% de la propiedad de Boí Taüll, el complejo de esquí del Pirineo leridano.

El pasado día 31 de enero vencían las deudas contraídas por Nozar con Colonial sin que hasta el momento ninguna de las empresas haya comunicado un acuerdo. Según portavoces de ambas compañías 'se sigue negociando'.

COLONIAL 11,50 1,14%

El pasado año Colonial se comprometió para reestructurar 7.000 millones del total de la deuda del grupo (que a 30 de septiembre de 2008 ascendía a 8.975 millones de euros) a emitir obligaciones convertibles en acciones por un valor superior a los 1.400 millones; vender Riofisa y desprenderse del 15,45% de FCC y del 33% de SFL. A Colonial le queda por cumplir la venta de Riofisa tras haberse desprendido, el pasado mes, del 30,5% de SFL y del 14,2% de FCC.

El grupo de la familia Nozaleda afronta la admisión a trámite de la solicitud de concurso contra Nozar presentado por la sociedad Avalatransa, que reclama una deuda de 312.000 euros.

Según las cuentas de la compañía presentadas al Registro Mercantil, correspondientes al año 2007, ese ejercicio Nozar terminó con una deuda a largo plazo de 2.056 millones y de 1.954,5 millones a corto plazo (en total 4.010 millones de euros). Los fondos propios del grupo eran de 237,3 millones (313,6 en el año 2006).