Encuesta Familitur

Los españoles viajaron un 11% menos el pasado mes de septiembre

Los viajes de los españoles residentes en septiembre de 2008 fueron 13,1 millones, el 10,9% menos que en el mismo mes del año anterior, según la encuesta de Movimientos Turísticos de los Españoles (Familitur).

En el periodo entre enero y septiembre de 2008 se incrementaron un 9,3% respecto al mismo periodo de 2007, hasta alcanzar los 130,8 millones de viajes.

La encuesta, difundida por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, indica que este incremento se debió a los viajes realizados dentro de España, que aumentaron el 10%, ya que los viajes al extranjero permanecieron constantes respecto al mismo periodo de 2007.

Comunidad Valenciana, Cataluña y Andalucía fueron las comunidades de destino que más viajeros recibieron en los nueve primeros meses del año.

Respecto al mes de septiembre crecieron los viajes de fin de semana el 52,3%, seguidos por los viajes de vacaciones de verano, el 22,1%, y los de trabajo el 14,2%.

El coche gana al avión

Sobre los medios de transporte utilizados, el coche es el principal con un 80,4%; seguido del avión, con el 9,2%, aunque ambos tuvieron caídas con respecto a septiembre de 2007.

En septiembre los residentes en España optaron en el 21,9% de sus viajes por algún establecimiento hotelero, mientras que el 78,1% restante se decantó por alojamientos no hoteleros, ambas modalidades también con caídas de un 19,1% en el sector hotelero y de un 8% el no hotelero.

Entre enero y octubre de 2008 se han realizado más de 140 millones de viajes, lo que ha supuesto un avance de alrededor del 8%, en relación al mismo periodo del año anterior. Los viajes de fin de semana y los de trabajo registraron incrementos positivos, mientras que las vacaciones de verano tuvieron un leve descenso.

En cuanto a las comunidades de destino de los residentes en España, en el periodo acumulado enero-octubre, todas ellas mostraron crecimientos salvo Cantabria.

En el avance de resultados entre enero y noviembre se mantiene el crecimiento de los viajes de los residentes en España en el 7,6%, debido al avance de desplazamientos en el interior del país, que crece el 8,1% y que se hace sobre todo en alojamiento privado, en vivienda propia o de familiares y amigos.