Finanzas

La CE asegurará que los bancos rescatados compitan sin ventajas

El debate sobre la recapitalización de los bancos europeos con capital público y su influencia discriminatoria sobre las entidades que no reciben estas ayudas no logra cerrarse en la CE. La comisaria de Competencia, Neelie Kroes, aseguró el viernes que está dispuesta a ser 'flexible' al aprobar los planes de inyecciones de capital de los Gobiernos en la banca, pero afirma que garantizará que estas ayudas no den 'desventajas indebidas' a los bancos de un país respecto a otro. Esta es una reivindicación del Estado y entidades españoles.

La CE asegurará que los bancos rescatados compitan sin ventajas
La CE asegurará que los bancos rescatados compitan sin ventajas

Francia y Alemania mantienen su presión. Ambos países han conseguido que la CE exija a Kroes una rápida aprobación de los planes de recapitalización bancaria, y que las distinciones entre las estrategias de las entidades que estén sanas y reciban capital público con las que apelan al mercado para mejorar su solvencia sean mínimas. Pese a ello, la comisaria de Competencia sigue defendiendo que los bancos que reciban ayudas de los Gobiernos deben contar con una serie de salvaguardas para limitar las distorsiones, como reclama también España.

'La Comisión está intentando ser flexible, pero en última instancia los diversos sistemas tendrán que encajar bien y no dar a un sector bancario nacional ventajas indebidas respecto a otros a través de ayudas de Estado', declaró Kroes en un discurso pronunciado en Luxemburgo.

La comisaria defendió que es imprescindible imponer salvaguardas para limitar distorsiones en la competencia y que el capital público nunca debe utilizarse 'para aumentar los beneficios. Si el objetivo de la recapitalización es que se dé crédito a la economía real, yo creo que los bancos que se beneficien de las ayudas públicas deberían asumir el compromiso de prestar', reiteró. Kroes presentará antes de la cumbre de líderes europeos del 11 y 12 de diciembre unas directrices sobre cómo llevar a cabo las recapitalizaciones bancarias.

La comisaria dijo que en todos los casos que un Gobierno inyecte capital a un banco, éste sano o no deberá notificar a Bruselas los planes de reestructuración seis meses después de que se haya concedido la ayuda -la CE es partidaria de que no se hagan reestructuraciones-. En cuanto al precio que deben pagar las entidades recapitalizadas con fondos públicos, Kroes dijo que acepta la fórmula propuesta por el BCE para los bancos sanos, pero reclama que este precio se aumente 'dependiendo del perfil de riesgo de cada banco beneficiario'.

WestLB se muda a Manhattan con fondos públicos

El banco público alemán Westdeutsche Landesbank (WestLB), en cuyo rescate ha intervenido el Gobierno, ha elegido uno de los edificios más caros de Manhattan para sus dependencias neoyorquinas. Según publica Financial Times, el banco regional ha alquilado los tres pisos más altos del World Trade Center 7 de Nueva York, una superficie de 12.000 metros cuadrados en la que trabajarán 400 personas. WestLB es una de las entidades financieras alemanas bajo el paraguas de rescate aprobado por el Gobierno. En la primavera pasada, el banco obtuvo de las autoridades germanas un aval de 23.000 millones para compensar las pérdidas derivadas de la crisis de hipotecas subprime. Sus propietarios -el estado federado de Renania del Norte-Westfalia y la Asociación de Cajas alemanas-, le inyectaron además 2.000 millones de euros.