De ruta

Algunas joyas de las montañas de Andalucía

Un paseo por la sierra de Cazorla y sus magníficos alrededores.

Andalucía es quizá, junto a Cataluña, la región de España que ofrece una mayor variedad de paisajes y territorios. Desde la alta montaña al desierto, las opciones son tantas como el viajero quiera plantear. En Jaén, más allá de la belleza renacentista de ciudades como æscaron;beda o Baeza, encontramos el parque natural de Cazorla, Segura y Las villas. Situado en la zona nororiental de la provincia, es el mayor espacio protegido de España (y segundo de Europa) con 214.300 hectáreas. Desde 1983 se considera reserva de la biosfera por al Unesco.

De este área es de donde llega el agua que riega Andalucía. El nacimiento del río está en la Cañada de las Fuentes, a más de 1.350 metros de altitud. El Segura por su parte se inicia a la altura de Huega de Utrera. La riqueza natural de esta zona es enorme, y allí se concentra la mayor extensión de pinares de España. También hay encinas, tejos milenarios y acebos. La violeta de Cazorla es una flor que sólo se encuentra aquí. En cuanto a la fauna abundan grandes mamíferos como los ciervos, la cabra hispánica o el jabalí. Todo el área del parque es perfecta para los aficionados al senderismo o el ciclismo, y también hay varios campings.

Cazorla, dominada por un magnífico castillo, es la principal localidad de la zona . La vida en el pueblo, que conserva bonitas calles medievales, se desarrolla en torno a sus dos plazas, la de La Corredera y la de Santa María. En la primera está el ayuntamiento y la iglesia de San Francisco; la segunda, se asienta junto al arroyo de Cerezuelo.

Cerca, en el municipio de Quesada está la iglesia consagrada a San Pedro y San Pablo, de estilo gótico florido. Y a pocos kilómetros la aldea de Bruñel, donde se conserva una villa romana con sus mosaicos. En la Peña Negra está el santuario de Tíscar, del siglo XIV, que durante mayo y septiembre es testigo del fervor religioso de los habitantes de la zona, con el traslado de la imagen de la virgen desde Quesada. Las vistas son espectaculares.

Un alto en el camino

Dormir

Hotel Coto del Valle. Ctra. De la sierra (A-319) km 34,3 Cazorla. Este cuatro estrellas de reciente construcción dispone de piscina, cómodas habitaciones (incluyendo suites) y magníficas vistas. Está a 18 km. de Cazorla y desde allí se pueden iniciar excursiones a pie, en 4x4, en mountain bike o a caballo. Tel.: 620 018 030.

Hotel & Spa Sierra de Cazorla. Ctra. de la Sierra (A-319) km 16,9 , La Iruela. A dos kilómetros de Cazorla, es un cuatro estrellas con piscina, restaurante y 40 habitaciones en cuatro estilos de decoración: marroquí, africano, oriental y montañés. Tel.: 953 720 015.

Comer

El mesón. Ctra. de la Sierra (A-319) km. 38 Arroyo frío-La Iruela. Cocina serrana. Se recomiendan las chuletillas de cabrito con patatas a lo pobre. Los aventureros pueden atreverse con el solomillo de canguro a la brasa. Tel.: 953 727 270.

Mesón Don Chema. Escaleras del mercado, 2. Cazorla (Jaén). Cocina tradicional serrana, con productos de primera calidad y sin sofisticaciones. Se recomiendan las carnes a la brasa o las truchas serranas procedentes de los ríos de alta montaña cercanos. Tel.: 953 72 06 92.

El trillo. Ladera de San Isicio s/n. Cazorla. También cocina serrana pero con un toque innovador. Se recomienda el paté de níscalo de los pinares, la caldereta de gamo o la berenjenas mozárabes con miel de caña. Tel.: 953 710 100.

En marcha

La Iruela. En el punto más elevado del pueblo, que sirve de mirador sobre el Guadalquivir, se hallan los restos de un castillo templario. En el centro del pueblo está la iglesia renacentista de Santo Domingo.

Collado del Almendral. Los amantes de la fauna disfrutarán en este parque cinegético cerca de Bujaraiza, con unas impresionantes vistas al pantano del Tranco. Los animales están en estado de semilibertad. Se llega desde Cazorla, por la carretera de la sierra A-319, recorriendo 44 kilómetros.

Hornos. Es un pintoresco pueblo-fortaleza, con magníficas vistas al embalse y al valle del Gaudalquivir. También hay restos de un castillo árabe. Desde allí se puede ir a Santiago-Pontones, donde se encuentra la cueva del nacimiento.

Segura de la Sierra. Está en un monte desde el que se obtienen bellas vistas de la sierra. La población está dominada por su castillo, y a sus pies se encuentra una curiosa plaza de toros cuadrada en la que se celebran novilladas. El ayuntamiento es un elegante edificio plateresco, y en la plaza de la Encomineda hay varios palacetes.

Beas de Segura. En este pueblo, alzado en una pendiente, hay numerosos ejemplos de arquitectura popular. En la parte alta hay restos de una antigua fortaleza, y destacan los edificios de la iglesia parroquial y el convento. También se puede visitar el yacimiento romano de Puente Mocho.