Televisión

Luis Fernández defiende que TVE cumple escrupulosamente los límites publicitarios

El presidente de RTVE, Luis Fernández, defendió ayer que la televisión pública estatal cumple 'escrupulosamente' los límites de emisión publicitaria fijados por ley. 'TVE, salvo error, nunca los ha superado', afirmó en la comisión de control de RTVE que se celebró en el Senado, a preguntas del parlamentario del PP Gerardo Conde.

Fernández explicó que el grupo cuenta con un sistema informático que controla los tiempos publicitarios que, en el caso de TVE, están limitados a 11 minutos por hora natural de emisión de la cadena. 'No hemos recibido ninguna sanción por este motivo', añadió, si bien dijo desconocer si a la corporación se le había abierto algún expediente por este tema.

Esta última respuesta y el recurso frecuente de Fernández a contestar las cuestiones de los parlamentarios a posteriori y por escrito, y no en la propia sesión de control, llevó al diputado popular a acusar al presidente de RTVE de 'ocultación y escapismo'.

'No use el sistema de la anguila para escapar de la preguntas. O venga mejor preparado o venga con los datos a la comisión', le espetó Conde. Fernández expresó su 'absoluta discrepancia' con estas críticas y recordó que, cuando desconoce algún tema, remite posteriormente los datos requeridos por escrito al Parlamento.

En su comparecencia, Luis Fernández aprovechó para reiterar, precisamente, algunos datos que le habían sido requeridos el mes pasado y de los que informó por carta. Así, aseguró que ni la estructura directiva de RTVE ni los costes asociados se han incrementado bajo su mandato, frente a las acusaciones vertidas por los sindicatos.

Según sus datos, frente a los 575 mandos que había en RTVE a finales de 2006 (108 personas en puestos de dirección, 185 en subdirecciones y 282 en jefaturas) ahora hay 420 (118 en dirección, 138 en subdirecciones y 164 en jefaturas). De este modo, los costes se han reducido un 16%.

Fernández también se refirió a la decisión de TVE de dejar de transmitir corridas de toros por falta de rentabilidad. Las últimas cinco corridas que se vieron por TVE le supusieron al grupo unos costes de 550.055 euros.