Crimen electrónico

El cibercrimen con tarjetas de crédito genera 4.122 millones de beneficio potencial al año

El crimen organizado en Internet dedicado al robo de datos de tarjetas de crédito a los usuarios, su venta y posterior utilización fraudulenta genera un beneficio potencial al año de 4.122 millones de euros según el Informe sobre economía sumergida, elaborado por Symantec.

Esta es la principal conclusión del estudio presentado hoy en Madrid por director del área de consumo de Symantec, David Díaz, y el consultor de preventas de la empresa, Javier Ferruz, realizado con los datos recogidos en la red entre el 1 de julio de 2007 y el 30 de junio de 2008.

"El crimen organizado en Internet vende información confidencial, datos personales, número de cuentas y tarjetas de crédito con el único objetivo de obtener un beneficio económico", ha explicado Ferruz. El informe establece en 215,1 millones de euros el valor total de todos los bienes anunciados en los servidores dedicados a la economía sumergida, a través de los que se ofrecen todos los datos robados.

La información sobre tarjetas de crédito fue, con un 31% del total de los anuncios, la categoría más anunciada. Los números de las tarjetas se venden por precios que oscilan entre 0,7 euros y 19,5 euros, dependiendo del volumen de sus cuentas corrientes. El límite medio de estas tarjetas detectado es de más de 3.121 euros.

En segundo lugar, se encuentran las cuentas bancarias, que protagonizan el 20% de los anuncios y cuya información se vende a precios de entre 7,8 euros y 780 euros.

La media del balance de estas cuentas robadas es de cerca de 31.215 euros, y el valor de esta información alcanza los 1.324 millones de euros. Utilizando la media de los 31.215 euros, el valor potencial de las cuentas bancarias llegaría a 1.322 millones de euros.

Durante el periodo estudiado, el informe detectó 69.130 anunciantes y 44,3 millones de mensajes en los foros dedicados al fraude electrónico. El valor potencial de los activos a la venta en los 10 mayores servidores de anuncios fue de 12,6 millones de euros y 1,5 millones de euros en cuentas bancarias.

El 45% de los servidores están en Norteamérica

"Existe una relación directa entre el nivel tecnológico de un país y el número de fraudes", asegura Ferruz. El informe concluye que Norteamérica aloja el 45% de los servidores dedicados a la venta fraudulenta de datos y que Estados Unidos fue el país que encabezó la lista de casos con el 19% del total.

Por detrás se encuentran la zona de Europa, Oriente Medio y ?frica (EMEA) con el 38% de los servidores dedicados a la economía sumergida, el área Asia-Pacífico, con el 12%, y Latinoamérica, con el 5%. En la zona EMEA destaca Rumania, que aloja al 13% de estos servidores.

El 75% de los servidores duran menos de un mes y el 36% menos de siete días para evitar ser detectados. Los métodos de pago más utilizados por los cibercriminales son las cuentas online en un 63%, seguidas del intercambio de bienes y servicios con un 24%, los servicios de pagos online que suman un 9% y los servicios de pagos por cable, con un 3%.