Telecomunicaciones

Ros critica el nuevo marco regulador de las 'telecos' que promueve Bruselas

El secretario de Estado de Telecomunicaciones, Francisco Ros, criticó ayer que la propuesta de Bruselas para reformar el marco regulatorio del sector no aborde aspectos 'fundamentales' del futuro de las comunicaciones. Aludía así al plan sobre el nuevo marco presentado por Viviane Reding el 7 de noviembre.

Francisco Ros explicó ayer en la inauguración del IX Congreso Nacional de Telecomunicaciones, organizado por Asimelec, que la Comisión Europea (CE) ha propuesto una 'revisión' sobre temas fundamentales para el sector -como las redes de nueva generación o el concepto de servicio universal-, pero aseguró que no va a dar tiempo a concluir el debate de estas iniciativas antes del próximo Consejo de Ministros de Telecomunicaciones, que se celebrará el 27 de noviembre, y en el que se pretende alcanzar un 'acuerdo político', según EP.

Las críticas de Ros hacían referencia a la propuesta de compromiso sobre el nuevo marco regulador presentada por la comisaria europea de Sociedad de la Información, Viviane Reding. La comisaria sacrificó entonces su idea de crear una autoridad europea de telecos y se conformó, tal y como le reclamaba el Parlamento europeo, con una oficina integrada, básicamente, por los actuales reguladores nacionales (la CMT en el caso de España). La nueva propuesta de Reding, sin embargo, sigue abogando por conceder a la Comisión y a esa oficina de reguladores el derecho a vetar las medidas adoptadas por las autoridades nacionales en los mercados regulados. España mantiene un conflicto con la CE en esa materia, en concreto, sobre las medidas correctoras en las nuevas redes de banda ancha.

El secretario de Estado de Telecomunicaciones reprochó igualmente que la propuesta comunitaria 'rompe con el equilibrio institucional' entre CE y Estados miembros sin tener en cuenta ni el principio de subsidiariedad ni que las soluciones propuestas se dirigen a países 'con características muy diversas'.

Conversaciones de la CMT

Mientras, el presidente de la CMT, Reinaldo Rodríguez, se refirió a las conversaciones con Bruselas para resolver sus diferencias sobre la propuesta de regulación de los servicios de nueva generación. Rodríguez reiteró que las diferencias no son 'insalvables', aunque sí reconoció que se sorprendió 'un poco' por la carta que le envió la CE. El pasado viernes, Bruselas mostraba 'serias dudas' sobre la compatibilidad con la legislación comunitaria de las normas de la CMT de acceso mayorista a la banda ancha. y daba dos meses al regulador español para aclararlas.

Rodríguez apuntó ayer que la Comisión en su comunicación formal a la CMT se ha interesado por aspectos 'técnicos', como el carácter territorial de los mercados, y que se trata de temas 'asumibles' a los que el regulador español está dispuesto a adaptarse.

El presidente de la CMT se mostró asimismo partidario de que las operadoras de cable, que tienen licencias territoriales, puedan participar en los concursos de telefonía móvil. Apuntó que hay grupos de operadores importantes con infraestructuras propias que no tienen espectro radioeléctrico y que sería bueno que pudieran acudir a concursos territoriales para tener bandas de frecuencias para telefonía móvil o inalámbrica como el Wimax.