Venta

Los dueños de Codere inician el lunes la venta de su 71% del capital

De esa terna, Joaquín y Jesús Franco deberán desvelar el lunes cuál es la entidad financiera que se encargará de la operación. Según explican desde la compañía, éste era el procedimiento que ya contemplaban los antiguos socios cuando cerraron la venta del 40% del capital en el año 2006. Por el momento, todas las opciones están abiertas, ya que cualquiera de las dos familias podrían convertirse en posibles compradores, sin descartar la entrada de nuevos inversores.

Horas antes de conocerse la decisión de los hermanos Franco, Codere hizo públicos sus resultados de los nueve primeros meses del año, en los que el operador de apuestas deportivas redujo su beneficio neto un 68%. En concreto, cerró septiembre con un resultado de 5,6 millones de euros, frente a los 17,9 millones del mismo periodo del año anterior. La compañía atribuye esta rebaja a las pérdidas de 9,5 millones registradas en Italia (país donde ya ha desinvertido) durante los dos primeros trimestres del año. El grupo también se ha visto perjudicado en su resultado por el lanzamiento de su actividad de apuestas deportivas en España y por la apreciación del euro frente al resto de divisas con las que opera la multinacional. La caída del beneficio contrasta con la evolución de las ventas de Codere, que en los nueve primeros meses se incrementaron un 22,3%, hasta situarse en 778,5 millones de euros. Un avance que se debe, sobre todo, a la evolución de sus divisiones latinoamericanas.