Resultados

Holcim cerrará algunas plantas en España y EE UU por la caída de un 45% de sus beneficios

Holcim, productor de cemento y otros materiales para la construcción, informó hoy de que cerrará las plantas de Torredonjimeno en España y de Dundee y Clarksville en Estados Unidos, tras revelar que su beneficio neto cayó el 45,4% en los primeros nueve meses de 2008.

El resultado neto de la compañía se elevó a 2.107 millones de francos (unos 1.400 millones de euros) en ese periodo frente a los 3.857 millones obtenidos entre enero y septiembre del año pasado. Como consecuencia, la parte del beneficio que se pagará a los accionistas será de 1.739 millones de francos (1.160 millones de euros), mientras que por los primeros nueve meses de 2007 les correspondió 3.300 millones de francos.

Las ventas de cemento y otros materiales totalizaron los 19.340 millones de francos (unos 12.960 millones de euros), lo que representó un retroceso de 4,7 por ciento en francos suizos.

Por su parte, el resultado Ebitda cayó el 18,3% hasta los 3.087 millones de francos (unos 2.065 millones de euros).

Sobre su decisión de cerrar plantas en España y EE UU, Holcim señaló que se debe a la "difícil situación de esos mercados" y la brusca caída de la demanda. Aseguró que sus clientes que se aprovisionaban de las plantas afectadas serán atendidos de manera eficiente desde las que estén más próximas.

La compañía suiza precisó que el coste del cierre de esos centros de producción será de 300 millones de francos (unos 200 millones de euros), que serán reconocidos en el balance del cuarto trimestre. A nivel global, la compañía indicó que los mercados en las cinco regiones en las que tiene actividades ha sido afectado de manera diferente por la crisis financiera.

El mayor impacto lo ha sentido en Estados Unidos, España y el Reino Unido, mientras que en algunos países de Europa central, oriente y del sureste ha registrado evoluciones positivas. Asimismo, calificó de "exitosas" sus operaciones en América Latina y en ciertas zonas de África y Oriente Medio.

"La limitada capacidad de repercutir rápidamente los costes adicionales a través de los precios de venta hundieron los márgenes a pesar de nuestros esfuerzos por mejorar la eficiencia operativa", explicó la compañía mediante un comunicado.