Hacia un nuevo orden financiero

Solbes revelará cada cuatro meses qué entidades usan el fondo estatal

El Gobierno detallará qué entidades financieras utilizan el fondo estatal de apoyo a la banca. El ministro de Economía explicará en el Congreso, cada cuatro meses, qué bancos, cajas o cooperativas de crédito han vendido activos crediticios para obtener dinero del fondo. De los 10.000 millones que otorgará en 2008, 2.500 se distribuirán más barato, para aquellas firmas que concedan nuevos préstamos.

Solbes revelará cada cuatro meses qué entidades usan el fondo estatal
Solbes revelará cada cuatro meses qué entidades usan el fondo estatal

La polémica sobre la transparencia del fondo de adquisición de activos financieros (FAAF) parece tener los días contados. Después de tres semanas de controversias, ayer el secretario de Estado de Economía, David Vegara, desveló que cada cuatro meses se conocerá qué entidades han utilizado este instrumento.

Será el ministro de Economía, Pedro Solbes, quién explicará en el Congreso de los Diputados cómo está funcionando el FAAF. En sus comparecencias ante la comisión de Economía, que se producirán cada cuatro meses, Solbes dará cuenta a los congresistas sobre qué bancos, cajas o cajas de ahorros han hecho uso del fondo y en qué cuantía.

Vegara explicó ayer, al término de una conferencia de prensa sobre esta medida de apoyo a la banca, que el debate sobre la transparencia del fondo ha sido algo artificial y que el Gobierno siempre ha defendido que la medida contara con el mayor margen posible de transparencia.

Arranque a finales de mes

Ayer mismo se publicó el real decreto ley por el que se crea el tan traído fondo. Como estaba previsto, una comisión ejecutiva en la que estarán tanto Vegara como Solbes determinará cómo distribuir los 30.000 millones de euros -ampliables a 50.000 millones- previstos para favorecer la financiación del sector bancario español. La primera subasta se llevará a cabo la tercera semana de noviembre, según Vegara.

El primer tramo por el que podrán optar las entidades financieras será de 5.000 millones de euros. En esta primera ocasión , se tratará de compraventas dobles (o repos): el Gobierno presta dinero a una entidad por un plazo de dos años y, como garantía, se queda con unos activos en prenda. El funcionamiento será similar al de las subastas de liquidez del Banco Central Europeo con la diferencia de que éste ofrece fondos a un plazo máximo de seis meses.

Las entidades que participen deberán aportar cédulas hipotecarias o bonos de titulización de activos (hipotecarios o no) que tengan una calificación mínima de doble AA. En función de la calidad del activo, se aplicará un recorte al valor del mismo, tal y como hace el BCE.

Ya en diciembre se subastarán otros 5.000 millones, pero en este caso se tratará de compras en firme por parte del FAAF. En este caso, los bancos y cajas tan sólo podrán aportar cédulas hipotecarias (simples, o empaquetadas en bonos de titulización) que tengan una calificación crediticia máxima, y emitidas después del 15 de octubre.

Tanto en el caso de los repos como en las compras en firme, el fondo destinará el 25% -2.500 millones en 2008- para comprar activos de entidades que hayan contribuido al aumento del crédito en los últimos meses. æpermil;stas podrán acceder al fondo a los precios más bajos.

Habrá una doble cartera: para compras en firme y transitorias

El fondo de adquisición de activo financieros (FAAF) tendrá dos carteras independientes. Por una parte, realizará compras en firme de cédulas hipotecarias (simples o empaquetadas en bonos) que tengan la máxima calificación crediticia: triple A o similares. El Estado será el propietario de los activos que adquiera y los mantendrá hasta que los mercados recuperen su normalidad y pueda venderlos sin sufrir minusvalías. Entre tanto, cobrará los intereses que generen las cédulas.

La otra cartera incluirá compras transitorias de activos -definidas en el real decreto como compraventas dobles y conocidas en el sector como repos-. El FAAF prestará efectivo a las entidades financieras y éstas, a cambio, aportarán activos como garantía.

Vegara explicó ayer que la proporción de compras en firme y repos irá variando en función de la demanda

Ningún banco o caja acaparará más del 10% del total de activos

El Gobierno no quiere que ninguna entidad financiera se aproveche en exceso del fondo de apoyo a la banca. Para ello, ha introducido dos medidas que garantizarán una correcta diversificación en los destinatarios de los fondos públicos.

En cada subasta, ningún banco, caja o cooperativa de crédito podrá participar por un montante superior al 10% del total. Otro límite será que ninguna entidad, aunque sea pequeña y no supere el primer límite del 10%, no podrá obtener más de 2,5 veces su participación en el mercado de crédito.

Además, en el conjunto de activos adquiridos por el fondo, ninguna institución crediticia podrá contar con más del 10% del total.

Las subastas estarán abiertas a todas las entidades financieras que operan en España (incluidas sucursales de bancos extranjeros con un cierto nivel de actividad o financieras especializadas).

Operativa

1. Subastas. El Gobierno publicará en el BOE las próximas subastas del fondo y qué activos comprará.

2. Cuantía. La máxima cantidad que puede tratar de vender una entidad son tres millones de euros.

3. Antigüedad. En las compras en firme, el fondo sólo comprará activos emitidos después del 15 de octubre de 2008, pero con las adquisiciones temporales (repos) aceptará emisiones desde agosto de 2007.