Previsiones

IMS Health prevé que la venta mundial de productos farmacéuticos crezca entre un 4'5% y un 5'5% en 2009

IMS Health prevé un crecimiento del mercado farmacéutico mundial de entre un 4,5% y un 5,5% el próximo año, un crecimiento similar a 2008, según los datos del 'Informe de Previsiones IMS 2009 sobre el sector farmacéutico y terapéutico'.

Dicho informe, publicado anualmente por IMS predice que las ventas mundiales de productos farmacéuticos superarán los 820.000 millones de dólares en 2009, impulsadas por un crecimiento de dos dígitos en los mercados emergentes, que contrarrestará el modesto crecimiento en los mercados maduros.

Según Murray Aitken, vicepresidente de Healthcare Insight de IMS, "prevemos que la tasa de crecimiento se estabilizará y mantendrá a lo largo de 2009, apoyada por la fortaleza de los mercados que han ido cobrando impulso en los últimos años. La previsión muestra un crecimiento de dos dígitos para el conjunto de los países emergentes, que se compensará con un crecimiento más lento en los mercados maduros. El único elemento de nuestra previsión que puede introducir cierta volatibilidad es el empeoramiento de la economía mundial, en particular en los Estados Unidos, donde existe una correlación entre la disminución de crecimiento de las ventas y el empeoramiento de los índices macroeconómicos".

Los principales hitos del informe son la ralentización del crecimiento en mercados maduros, el fuerte crecimiento de los mercados emergentes, el mayor énfasis en especialidades terapéuticas y nichos de mercado, la existencia de menos productos que pasan la barrera regulatoria, la desaceleración económica, más aguda en EE UU, un mercado de genéricos que sigue evolucionando y un aumento del control de las administraciones financiadoras y reguladoras.

Para Aitken, "las empresas farmacéuticas pueden hallar nuevas vías de crecimiento enfocando sus estrategias en: los mercados emergentes; las especialidades y productos biosanitarios; los nuevos nichos de mercados y de necesidades no satisfechas; la escasa utilización de la atención primaria en los mercados; la demostración del valor añadido de sus medicamentos; y la revitalización de sus marcas. El crecimiento -continuó el vicepresidente de IMS Health- no es el de anteriores etapas, y puede que no sea fácil seguir creciendo, pero el camino es el indicado. La clave del éxito en este nuevo entorno será la adaptación de la industria farmacéutica a un modelo comercial en el que se deberá tener en cuenta estos hechos".