Tipo hipotecario

El recorte de tipos pasa desapercibido para un euribor que continúa su escalada

El euríbor, el indicador al que se referencian la mayoría de las hipotecas en España, parece ignorar la actuación coordinada de los bancos centrales de bajar medio punto los tipos de interés llevada a cabo ayer y continúa avanzando posiciones. En su primera cotización diaria, el tipo escaló al 5,512%.

De esta forma, la media mensual del euríbor se sitúa en el 5,5%, 0,116 puntos por encima de la tasa con que cerró el mes de septiembre, que fue del 5,384%.

En los últimos doce meses el euríbor ha oscilado entre el mínimo intradía del 23 de enero de este año, en el 4,287%, y el máximo histórico que alcanzó el pasado 2 de octubre, en el 5,526%.

En estos diez meses el indicador ha pasado del 4,498% con el que cerró enero al máximo histórico mensual alcanzado en julio, en el 5,393%. En agosto retrocedió hasta el 5,323%, para volver a remontar en septiembre hasta el 5,384%. En las siete jornadas negociadas en lo que va de mes el euríbor no ha bajado ningún día del 5,48%.

Tras la bajada de tipos de ayer, la Asociación Hipotecaria señaló que ésta era "muy positiva" para los hipotecados, y expresó su confianza en que se reflejara a corto plazo en el euríbor y, posteriormente, en las cuotas de las hipotecas suscritas.

Los expertos, extrañados

Los analistas, que preveían un recorte de aproximadamente un cuarto de punto en su cotización de hoy, han mostrado su extrañeza por este repunte y han expresado su desconocimiento sobre cuándo volverá la confianza al mercado interbancario, requisito imprescindible para que el indicador modere su escalda alcista.

El euríbor, que suele subir cuando el BCE tiene previsto subir los tipos de interés, se encuentra ahora distorsionado por la falta de confianza entre entidades y la crisis de liquidez de los mercados.

De momento, y con los datos del mes de octubre, una hipoteca contratada hace un año por un importe medio de 150.000 euros con un plazo de amortización de 25 años experimentaría un incremento de casi 80 euros al mes o más de 900 euros al año.