Entrevista

De la Vega asegura que los depósitos bancarios están "garantizados"

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha asegurado que el sistema financiero español está "saneado y que funciona bien" y, por tanto, "los ciudadanos tienen que saber que sus depósitos están garantizados" a pesar de la actual situación económica. No obstante, en una entrevista concedida a El País, afirmó: "Si tenemos que introducir más garantías, las introduciremos".

De la Vega reconoció que la situación financiera es "complicada" aunque destacó las "buenas condiciones" para hacer frente a esta situación gracias a un sistema "más garantista que el de otros países".

La vicepresidenta aseguró que hasta el momento se han adoptado las medidas que desde el Ejecutivo han creído necesarias e "incluso antes de tomar posesión el nuevo Gobierno", aunque advirtió: "Si en otro momento creemos que hacen falta otras, no tendremos problemas en adoptarlas".

En este sentido, destacó la destrucción de empleo y el aumento del paro, sobre todo en el campo de la construcción, donde reconoció que España es "más vulnerable" porque se trataba de un sector "que no estaba bien dimensionado". A su juicio, "hay que invertir más en capital humano, y en investigación y desarrollo, para tener un modelo económico más sólido, hay que pasar del ladrillo al chip".

De hecho, en este aumento de la productividad De la Vega no ve cabida a la reforma laboral, ya que cree que "no es una medida que sirva para arreglar la situación". Asimismo, "la solución no es modificar las condiciones del despido, sino que estamos ante un problema de modelo productivo", espetó.

Espera que el PP arrime el hombro

Para este cambio del modelo económico que propone el Ejecutivo, De la Vega considera que el PP "debería arrimar el hombro" ya que, según su opinión, "es lo que debería hacer una oposición responsable".

En este sentido, se mostró esperanzada de que tras la reunión prevista entre el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el líder de la oposición, Mariano Rajoy, el PP salga con una posición "más comprometida y responsable". "Lo que hace falta es no contribuir a crear incertidumbre sobre tu país, sobre tus empresas, sobre tu sistema económico... No es ni razonable, no responsable", lamentó.