_
_
_
_
_
Inmobiliario

Nozar hipoteca varias fincas a favor del Estado para aplazar el pago a Hacienda

Nozar ha solicitado aplazar el pago del impuesto de sociedades aportando como garantía hipoteca a favor del Estado de varias fincas de su propiedad. El grupo de la familia Nozaleda trata de vender 1.000 millones en activos inmobiliarios tras registrar sus primeras pérdidas en años.

Nozar hipoteca varias fincas a favor del Estado para aplazar el pago a Hacienda
Nozar hipoteca varias fincas a favor del Estado para aplazar el pago a HaciendaPABLO MORENO

El grupo Nozar presentó el pasado año solicitud de aplazamiento de parte del importe a pagar por el impuesto de sociedades del ejercicio 2006 (en total casi 20 millones de euros). La compañía aportó como garantía de la deuda tributaria la constitución de hipoteca a favor del Estado sobre varias fincas de su propiedad 'y sobre una parte de una finca propiedad de otra sociedad del grupo', explica la empresa en las cuentas de su ejercicio pasado, recientemente publicadas en el Registro Mercantil.

El grupo, centrado en el negocio inmobiliario, registró el pasado año las primeras pérdidas en años. Nozar perdió 69,6 millones de euros y sólo en 2007 el descenso en el valor de sus participaciones en empresas cotizadas (Afirma, Colonial y Aisa) ocasionaron una disminución en el resultado del ejercicio pasado de 237 millones de euros.

En el informe de gestión de las cuentas anuales de Nozar la compañía admite que la situación del sector inmobiliario y la crisis crediticia 'provocará en años venideros descensos de los márgenes operativos, del volumen de operaciones y disminución del valor de las tasaciones realizadas a los terrenos y solares, principalmente en el área del sector residencial'.

Ante las pérdidas registradas, la coyuntura económica y la fuerte deuda que soporta la compañía de la familia Nozaleda ha elaborado un plan de desinversión 'muy agresivo', indica en ese informe de gestión. Nozar se ha puesto como objetivo para 2008 la venta de activos inmobiliarios por importe de 1.000 millones de euros y venta de participaciones financieras por 200 millones. La consecución de ese plan supondría la reducción de su deuda financiera en más de 900 millones.

Deuda a corto y largo

Según las cuentas anuales de 2007 la deuda a largo plazo de Nozar asciende a 2.056 millones de euros. Y la deuda a corto plazo alcanza los 1.954,5 millones (en total 4.010 millones de euros). Los fondos propios del grupo son de 237,3 millones (313,6 en el año 2006).

El grupo Nozar, con intereses en otros negocios como el agroalimentario, ha pignorado gran parte de sus participaciones en las cotizadas en las que participa y parte de otras sociedades.

En garantía 'de diversas operaciones crediticias de la sociedad y de sociedades del grupo' Nozar ha pignorado la totalidad de su participación en Boi Taüll, un complejo en el Pirineo leridano formado por seis hoteles, la estación de esquí y un restaurante, para responder por operaciones realizadas con la inmobiliaria Colonial y el 74,5% de su participación en Viñedos y Crianzas del Alto Aragón (productor del vino Enate). También pignoró el 25% de Galerías Primero, grupo de distribución que este año Nozar ha vendido, junto a la Caja de Ahorros de la Inmaculada, al grupo Sabeco.

En el informe de gestión Nozar informa que el valor contable de sus terrenos asciende a 1.406 millones, el 33% de sus activos. La compañía indica que según las últimas tasaciones, esa cartera de suelo supone más de 1,4 millones de metros cuadrados de edificabilidad con un valor de mercado superior a los 1.770 millones de euros.

En mal momento, en mal lugar

En lugar de salir a Bolsa Nozar decidió hace poco más de dos años convertirse en accionista de compañías cotizadas. Por el valor de sus activos la empresa de la familia Nozaleda superaba en mucho a otras empresas que se aventuraron a salir a Bolsa. Fue el caso de la inmobiliaria Astroc, en la que Nozar tomó una participación del 5% en plena subida del valor (superó los 70 euros por acción). Un año después Astroc se desplomó. Hoy Nozar sigue de accionista de Afirma (9,3%), resultante de la fusión de Astroc y empresas del grupo Rayet cotizando por debajo del euro por título. Llegó a tener más del 12% de Colonial, empresa ahora en manos de varios bancos y que cotiza por debajo de los 0,25 euros por acción. Participa en Aisa, inmobiliaria suspendida en Bolsa bajo la amenaza del concurso de acreedores. Y tenía una empresa conjunta con Martinsa, hoy en concurso.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Archivado En

_
_