_
_
_
_
Crisis en CEOE

Díaz Ferrán propone el cese de Jiménez Aguilar

La discreta batalla por el control de la CEOE ha estallado. Los miembros del comité ejecutivo de CEOE recibieron ayer una carta en la que el presidente de la patronal, Gerardo Díaz Ferrán, les informaba de que en la reunión de la dirección de mañana se votará el cese por 'irregularidades' de Juan Jiménez de Aguilar, secretario general de CEOE desde la anterior etapa de José María Cuevas.

A la tercera puede ir la vencida. Desde que Gerardo Díaz Ferrán llegara a la presidencia de CEOE en junio de 2007 se sucedieron dos intentos frustrados, según fuentes de la patronal, de destituir al histórico secretario general de la organización, Juan Jiménez de Aguilar. Aunque en ambas, Díaz Ferrán no llegó a proponer oficialmente la sustitución. En la tercera ocasión va más allá y propone al Comité Ejecutivo -que se celebra mañana- que vote el cese del número dos de la organización, pero ahora bajo la acusación de 'irregularidades'.

El presidente de la patronal no quiso desvelar cuáles son esas supuestas irregularidades hasta que mañana no informe directamente a los miembros de la dirección. CEOE tampoco facilitó la versión Jiménez de Aguilar. Como posible causa, desde las organizaciones que conforman la patronal se habla de la toma de decisiones de Aguilar sin contar con el beneplácito de la directiva.

El primer intento de cese se produjo cuando el nuevo presidente, anterior dirigente de la patronal madrileña, llegó a CEOE. Entonces, Ferrán otorgó a Aguilar un ascenso hasta vicepresidente, que algunos directivos vieron como una forma de apartarle de la secretaría general y del control diario. Los rumores del segundo intento saltaron a finales de febrero de este año, pero Ferrán decidió confirmar al secretario general en su puesto.

Los miembros de la directiva quieren conocer las irregularidades antes de decidir su voto

Para las organizaciones que apoyan a Ferrán, las razones para la sustitución se han basado hasta la actualidad en que el presidente está en su derecho de elegir a su equipo. Para los detractores, la discrepancia se basa en las diferencias en el modelo organizativo, ya que acusan al nuevo presidente de querer convertir a la CEOE en un lobby de grandes empresas, frente a la concepción más tradicional de los históricos.

La llegada a la presidencia de Díaz Ferrán fue algo peculiar, ya que no se presentó a unas elecciones, sino que fue elegido por los vicepresidentes en sustitución de José María Cuevas, quien se retiró de la presidencia por motivos de salud tras 23 años en el cargo. Por su parte, Aguilar llegó con Cuevas hace 24 años y desde su puesto de secretario general o primer ejecutivo controla todo el aparato técnico de la patronal.

'Si decide pelear, Jiménez de Aguilar tiene muchos apoyos', asegura un portavoz de una de las organizaciones sectoriales más importantes de CEOE sobre la reunión de la Junta Directiva. 'Imagino que Díaz Ferrán habrá contado bien los suyos antes de lanzarse', añade.

Se da por seguro que Díaz Ferrán cuenta con el apoyo de gran parte de las organizaciones sectoriales y de la mayoría de los 14 vicepresidentes, sobre todo con el de la patronal madrileña (CEIM), Arturo Fernández, quien es su cuñado.

En el sector crítico, además del propio Aguilar, se ha situado más claramente Jesús Bárcenas, presidente de Cepyme (quien no quiere situar la batalla entre 'inmovilistas y modernos' aunque sí critica el modelo de lobby), y Santiago Jiménez, presidente de los empresarios andaluces, quien se enfrentó a Ferrán por dirigir la CEOE.

Pero el apoyo básico de Aguilar se centra 'en el aparato de la CEOE', explican desde la patronal, y en las organizaciones provinciales.

La mayoría de las organizaciones consultadas por CincoDías, bajo el anonimato, se muestran 'a la expectativa' para decidir su voto, porque primero desean escuchar las acusaciones de 'irregularidades'.

Un histórico que controla el día a día'Va a haber un choque de trenes en la junta'

'æpermil;l es de la brega, el del día a día', explica un miembro de la patronal para describir a Juan Jiménez Aguilar, quien controla la organización desde hace 24 años.Aguilar nació en Jaén en 1940, pero reside en Málaga desde 1963, donde le une relación especial ya que allí se casó e incluso fue nombrado cónsul de Italia en la ciudad. En esta capital andaluza ha desarrollado actividades comerciales (tiendas de electrodomésticos) e industriales relacionadas con la construcción.Licenciado en Derecho por la Universidad de Granada, antes de convertirse en secretario general de CEOE en 1984 (con 44 años), ya tuvo diferentes puestos en las organizaciones empresariales.Ha sido presidente de la patronal malagueña y de Cepyme, que agrupa a las pequeñas empresas. Precisamente uno de sus grandes baluartes en la guerra con Díaz Ferrán ha sido su sucesor en Cepyme, Jesús Bárcenas.Desde que José María Cuevas presidía CEOE, él se ha encargado de la gestión diaria como máximo ejecutivo, donde además preside el Comité de Relaciones Laborales.Pero además es una de las caras reconocibles para los sucesivos Gobiernos, desde el primero de Felipe González, y sindicatos, ya que ha gestionado -representando a CEOE- el diálogo social en numerosas ocasiones.Incluso en la última reunión entre Gobierno, sindicatos y patronal, Aguilar estuvo al frente de la representación empresarial. Siempre de forma discreta, dejando el protagonismo ante los medios a otros.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_