Crisis financiera

La 'City' londinense cree que la quiebra de Lehman forma parte del reajuste del sistema

El gobierno de la "City of London", el barrio donde se encuentra el centro financiero de Londres, dijo hoy que no hay razón para que "cunda el pánico" por la quiebra de Lehman Brothers, ya que ésta, aunque "grave", "es parte del reajuste de los servicios financieros".

En un mensaje dirigido a transmitir calma a los operadores, el presidente de la comisión de políticas y recursos de la "City", Stuart Fraser, aseguró que este centro financiero "ha capeado temporales fuertes antes y capeará éste".

El gobierno de City of London se ocupa de proveer servicios al barrio financiero y de promover iniciativas y políticas que le beneficien.

En su nota, Fraser, con amplia experiencia personal en banca de inversión, señala que el caso de Lehman Brothers demuestra que "el contribuyente no puede pagar las facturas de todos los fracasos" y cada situación debe ser tratada individualmente.

Advierte que, en estos malos tiempos para el sector financiero, "habrá que introducir cambios en cómo se manejan las cosas".

Para ello, la "City" trabaja con el Gobierno y las empresas para hallar "soluciones" y "respuestas proporcionadas", de modo que la posible regulación que se introduzca "no perjudique la competitividad".

Fraser afirma que el crecimiento de economías como China e India significa que van a necesitar servicios financieros, por lo que hay allí "oportunidades de negocio a medio plazo para una City competitiva".