Telecomunicaciones

Los analistas prevén 3.320 millones de beneficio semestral para Telefónica

A 3.320 millones habrá ascendido el beneficio semestral de Telefónica, según el consenso de los analistas. La media prevista para los ingresos es de 28.157 millones, un 1,1% más que en los seis primeros meses de 2007.

El susto dado por Vodafone el pasado 22 de julio al anunciar el deterioro de sus resultados y especialmente en España encendió más de una alarma. La reacción del mercado se proyectó sobre las compañías de telecomunicaciones europeas que vieron cómo ese día su capitalización bursátil se reducía 27.200 millones de euros. Telefónica no fue una excepción y esa jornada sufrió una caída del 5,56%, de la que no se ha recuperado pese a que ayer subió un 2,88% hasta 16,45 euros.

Vodafone ha servido para dar más relevancia a los resultados semestrales del grupo que preside César Alierta, que se conocerán mañana jueves. Los analistas prevén un beneficio de 3.322 millones de euros frente a los 3.830 millones de 2007. No obstante, en ese periodo Telefónica obtuvo 1.260 millones de plusvalías por la venta de Airwave, por lo que la evolución en este año se espera positiva. En la misma línea, el resultado bruto de explotación estimado para los últimos seis meses es de 10.887 millones -11.269 millones en 2007-, y se prevé que los ingresos hayan subido un 1,1%.

La idea más compartida por los expertos es que las cifras de la compañía mostrarán una desaceleración en el aumento de beneficios, aunque reflejarán también la fortaleza que le aporta la diversificación geográfica. La evolución monetaria, en general, ha sido negativa por la depreciación de algunas monedas latinoamericanas y de la libra frente al euro. La excepción ha sido la del real brasileño.

Respecto al mercado doméstico, hacia donde ha girado el centro de interés este año, se estima que los datos, sin ser brillantes como en periodos anteriores, distarán mucho de los correspondientes a la operadora británica.

'Los resultados no son comparables con el ejercicio previo debido a la diferente consolidación, a las plusvalías y a la provisiones. Otro factor importante es la depreciación de varias monedas frente al euro que perjudican a las cifras interanuales', señala Luis Padrón, de Fortis.

Credit Suisse, que ha revisado a neutral desde sobreponderar su posición sobre la empresa y que ha rebajado el precio objetivo desde 21,50 a 19,50 euros, afirma que se enfrentará a los efectos de la ralentización española que se reflejarán en sus actividades de telefonía fija y móvil, como se ha puesto de manifiesto en Vodafone. Para los expertos de JPMorgan, los datos pueden batir las expectativas, conducidos entre otros factores por su filial brasileña.

Aunque, en estos días ha sufrido recortes de los bancos de negocio, el 72.09% de los analistas consultados por Bloomberg aconseja comprar y el 6,9% opta por vender.