Valor destacado

El ajuste del sector inmobiliario impacta en Realia, que cede un 57% desde la OPV

Las inmobiliarias sufren un duro castigo bursátil y Realia no es una excepción. Tras salir a Bolsa en un momento delicado para el sector, la compañía presidida por Ignacio Bayón retrocede un 57% desde entonces. En la jornada de hoy, la rebaja del precio objetivo por parte de Morgan Stanley llevó a sus títulos a recortar un 1,41%.

Decidió dar el salto al parqué un par de meses después de que se registrara el primer desplome de los valores relacionados con construcción e inmobiliaria y, como el resto de su sector, no ha conseguido escapar de las garras de la crisis financiera derivada de las hipotecas §subprime§ de Estados Unidos. Desde entonces, la compañía presidida por Ignacio Bayón resta un 57% y se sitúa muy lejos de los 6,50 euros con los que vio la luz.

Y continúa retrocediendo. En la jornada de hoy, la inmobiliaria perdió un 1,41% hasta cambiarse a 2,79 euros, después de recibir una rebaja de su precio objetivo por parte de Morgan Stanley, que considera que sus acciones valen 1,7 euros.

El consenso de los analistas consultados por Bloomberg tampoco hace gala de positivas previsiones para la compañía. Un 46% de los expertos aconseja vender sus títulos, mientras que un 40% recomienda comprar y un 13% mantener.

Tras su salida a Bolsa, Realia ha incorporado a nuevos accionistas, como la familia Cosmen, Lualca y Prasa, con una participación del 5% cada una de ellas. Además, vendió a tres familias españolas (los Fadrera, los Cercadillo, y los Ortega) un 15% de su filial francesa SIIC de París, a razón de un 5% a cada uno de ellos.

Realia, que abonó el 19 de junio un dividendo de 0,06 euros por acción, continúa con la estrategia puesta en marcha al salir a Bolsa para elevar hasta el 75% el peso del negocio patrimonial en detrimento del de promoción, actualmente en crisis, que se reducirá así hasta el 25%.