Desaceleración económica

Quintás afirma que las cajas son "como un corcho", nunca se hunden

El presidente de la Confederación Española de Cajas de Ahorro (CECA), José Ramón Quintás, aseguró hoy que las cajas siguen aumentando sus beneficios en el segundo semestre del año, pese a que también está creciendo la morosidad, y concretó que su margen de explotación se está incrementando por encima del 10%.

"Conozco las cuentas del segundo trimestre y la morosidad, naturalmente, es más alta, pero la evolución de los márgenes es totalmente comparable con la del año anterior, que fue el mejor de su historia", aseguró Quintás en declaraciones a los medios tras mantener una reunión con la ministra de Vivienda, Beatriz Corredor.

En cualquier caso, Quintás aseguró que las cajas están preparadas para afrontar las dificultades que plantee la crisis, con casos como el de Martinsa-Fadesa, como principales entidades otorgadoras de créditos hipotecarios.

En este sentido, comparó a las cajas de ahorros con un corcho y a la economía española con la marea, de modo que cuando ésta sube, también sube el corcho y viceversa, si bien el "el corcho nunca se hunde".

"Estamos transitando desde un contexto de paraíso feliz hacia otra época más gris. Las cosas van a ser más difíciles, pero hemos pasado por épocas más incómodas y no ha ocurrido nada", apostilló.

Los créditos crecerán en torno al 5%

"El crédito está bajando notablemente, pero sigue creciendo a cifras muy significativas. Está en dos dígitos todavía, pero rápidamente se convertirán en uno", señaló Quintás para resumir la situación de la actividad crediticia en plena crisis de liquidez.

De acuerdo con este contexto, desde la CECA se espera que la tasa de crecimiento de la actividad crediticia en 2008 esté en el entorno del 5%, algo que consideró normal si se tiene en cuenta el efecto de la desaceleración económica en los bolsillos de las familias.

"Un problema de la economía y de sus agentes es que están excesivamente apalancados y para que desapalanquen lo normal sería que el incremento del crédito se situara por debajo incluso del del PIB nominal", añadió.

Por último, Quintás aclaró que se jubilará como secretario general de la CECA en el mes de agosto, al cumplir 65 años, pero que seguirá dos años y medio más en el cargo de presidente de la organización, hasta agotar el actual mandato.