Crisis inmobiliaria

Los agentes inmobiliarios creen que la construcción se estabilizará en 2009

El sector de la construcción se estabilizará y "empezará a remontar" en 2009, según el presidente de los Colegios Oficiales de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria, Santiago Baena, quien ha recordado que el precio de la vivienda ha caído un 30% desde el inicio de la desaceleración económica.

Baena, quien ha comparecido hoy en rueda de prensa para analizar el impacto de la "crisis del ladrillo", ha asegurado que el ajuste del precio de la vivienda en España está siendo "brutal" en la actualidad, y que la situación es "radicalmente distinta" a la del año pasado, cuando el sector se encontraba "absolutamente paralizado".

Asimismo, ha lamentado que no se hayan tomado las medidas necesarias para regular el sector inmobiliario y que la oposición "no haya hecho oposición", y ha pedido medidas de seguridad jurídica para el ciudadano.

En su opinión, estas medidas pasan por el endurecimiento de la legislación y por la exigencia de cualificación profesional en la compraventa inmobiliaria.

Baena ha reclamado unas "reglas mínimas de juego" que eviten "un mercado que sea la ley de la selva" y en el que "cualquiera pueda trapichear" sin que deba adscribirse a un código deontológico ni pasar otros controles.

Ha pedido además que se modifique la Ley de Financiación de las Haciendas Locales para que los ayuntamientos y las diputaciones provinciales dispongan de recursos suficientes y no recurran, como hasta ahora, ha dicho, al "urbanismo" para conseguir fondos.

"Si no se modifica la ley estamos abocados a que se siga tirando de lo mismo", ha apuntado Baena, en alusión al urbanismo, tras calificar esta situación de "vergonzosa".

En este sentido, ha reclamado un acuerdo de las fuerzas políticas, "sin réditos políticos inminentes", para modificar la legislación y evitar que se produzcan más casos de "corruptela de un tipo u otro".

Baena ha exigido responsabilidad a las entidades financieras, a las que ha acusado de no estar "cuando las cosas no van bien", y ha denunciado que en el pasado se dieran préstamos "con una generosidad absolutamente enorme" y que "ahora no se den a nadie".

A su juicio, estas entidades deberían apostar por el "equilibrio" en la concesión de préstamos a los ciudadanos, para que a su vez éstos dinamicen la actividad de las empresas constructoras y promotoras y para que el "stock" de viviendas disminuya.

Baena ha opinado que, a pesar de los datos, el actual es un "buen momento" para comprar, ya que el mercado está "muy muy receptivo", por lo que ha animado a los ciudadanos que necesiten una vivienda a que no estén "a la espera".