Turbulencias financieras en el mundo

Citi vende a Crédit Mutuel su filial alemana de consumo

El gigante estadounidense Citi ha alcanzado un acuerdo con el grupo cooperativo francés Crédit Mutuel para venderle su división de crédito al consumo en Alemania por 4.900 millones de euros, más los ingresos de estas unidades de negocio en 2008, con lo que la operación superará los 5.000 millones de euros.

En mitad de una crisis crediticia y de liquidez que está removiendo los cimientos de la banca mundial, el viernes salió a luz una de la primeras operaciones de calado que ser producen en 2008: la adquisición por parte de Crédit Mutuel de la filial germana de Citi.

La venta de Citibank Privatkunden es parte de la estrategia diseñada por el consejero delegado del grupo norteamericano, Vikram Pandit, que ha decidido desprenderse de activos por 400.000 millones de dólares (251.000 millones de euros) para recapitalizar el banco y hacer frente a las pérdidas provocadas por su exposición al mercado de las hipotecas de alto riesgo en EE UU.

La entidad ha sufrido depreciaciones por 46.000 millones de dólares (28.900 millones de euros) desde mediados de 2007. Los analistas esperan que el viernes 18 presente su tercer trimestre consecutivo con números rojos, tras registrar pérdidas en los dos anteriores por 15.000 millones de dólares (9.422 millones de euros).

La filial adquirida tiene una cuota de mercado del 7%. Sus 6.800 empleados dan servicio a tres millones de clientes y operan en 340 oficinas.

Su principal negocio son los préstamos al consumo, pero también cuenta con una división de asesoramiento para grandes patrimonios. La unidad consiguió un beneficio neto de 365 millones en 2007, un 16% menos que un año atrás. Para Citigroup, este es un nuevo 'paso estratégico', según declaró el viernes Pandit. 'Así podremos fortalecer nuestro balance y ponernos de lleno en la vía del crecimiento a futuro', añadió el consejero delegado.

Mientras tanto, para Crédit Mutuel se trata de la mayor adquisición de su historia. La compra de Citibank Privatkunden permite al grupo cooperativista entrar en un nuevo mercado, como el alemán, y diversificar su negocio, pues está muy concentrado en el crédito hipotecario. La entidad ya tenía presencia en Luxemburgo y Suiza. Standard & Poor's ha colocado en perspectiva negativa el rating de la entidad francesa porque cree que la operación dificultará a Crédit Mutuel alcanzar sus objetivos de rentabilidad.

Royal Bank negocia la venta de activos en Australia

El grupo británico Royal Bank of Scotland (RBS) estudia desprenderse de activos en Australia y Nueva Zelanda. La entidad que encabeza Fred Goodwin mantiene contactos con National Australia Bank (NAB), la primera entidad financiera de aquel país por activos, para traspasarle sus negocios de banca de inversión y corporativa.

Estas divisiones fueron incorporadas por RBS a raíz de la compra del holandés ABN Amro. Ahora, el grupo escocés se encuentra necesitado de capital tras liderar la mayor compra bancaria de la historia y anotar depreciaciones de activos por 9.680 millones a raíz de la crisis de las hipotecas de alto riesgo desatada en EE UU.

El jueves, Zurich comunicó que retiraba su oferta por la división de seguros de RBS. La venta de activos en Oceanía aportaría a la entidad británica 450 millones de dólares australianos (274 millones de euros).