Eléctricas

Goldman baja la previsión del sector eléctrico por los cambios regulatorios

Goldman recortó ayer los precios objetivos de Iberdrola, Unión Fenosa y Endesa por las incertidumbres sobre el elevado coste de su deuda y los cambios regulatorios. Iberdrola perdió ayer otro 3,11%, mientras que Fenosa cedió un 2,78% y Endesa, un 0,78%.

El sector eléctrico español pasa por momentos inciertos. A los continuos rumores sobre posibles movimientos corporativos (esta semana Iberdrola ha vivido su particular montaña rusa en Bolsa con subidas y bajadas de hasta el 9%) se suman los cambios regulatorios. Según Goldman Sachs, si sigue adelante la propuesta de la Comisión Nacional de la Energía, que penaliza la energía hidroeléctrica y nuclear, las más perjudicadas serán Iberdrola y Endesa.

Por este motivo, el banco de inversión decidió ayer recortar los precios objetivos de ambas compañías, aunque mantiene su recomendación de comprar sobre Iberdrola y neutral sobre Endesa. Goldman bajó de 11,9 a 10,5 euros el potencial de Iberdrola y de 34,3 a 29 euros el de Endesa. Ayer, las cotizaciones de estos dos compañías cayeron un 3,11% y un 0,78%, respectivamente. Con ello, a juicio de Goldman, la compañía que preside Ignacio Sánchez Galán todavía cuenta con un potencial de subida de casi un 25% y Endesa, del 4%.

En Unión Fenosa, la firma de análisis cree que las principales incertidumbres son cómo va a ser capaz de asumir el mayor coste de su deuda y que tiene que ajustar el precio de sus participaciones cotizadas a los precios actuales de mercado. Sitúa su precio objetivo en 43 euros, frente a los 51,8 anteriores. Ayer, cerró en 34,59 euros, tras bajar un 2,78%. Prevé que la compañía publicará el próximo martes un aumento de su beneficio hasta junio del 28% (654 millones de euros).

Impulso para Enagás

La gasista, por el contrario, recibió ayer un nuevo impulso, después de que Fortis elevara su recomendación desde mantener a comprar y subiera su precio objetivo un 5%, hasta los 22,5 euros. Cotiza a 17,16 euros (ayer bajó un 0,41%).

El motivo de esta mejora de las estimaciones es, según el banco belgaholandés, la revisiones del plan de inversiones 2008/2016 y el nuevo marco retributivo del transporte.

La firma, además, no descarta volver a subir sus previsiones si se corrige, como se espera, la divergencia que existe en estos momentos en el marco regulatorio del gas, con una fuerte desviación de la rentabilidad de los activos de transporte con respecto a la regasificación y almacenamiento. Añade que las mejores perspectivas de crecimiento futuro justifican la prima con la que cotizan tanto Enagás como Red Eléctrica respecto a sus competidoras europeas. La primera cuenta con un PER (relación entre el beneficio y la cotización) de 15,7 veces para este año y la segunda de 18,9 veces, frente a una media del sector de 15,6 veces.