Fusión

Lara acoge con satisfacción la fusión Vueling-Clickair y tendrá el 15% del nuevo grupo

El presidente del grupo Planeta y de Inversiones Hemisferio, principal accionista de Vueling con un 26%, acogió hoy con satisfacción la fusión con Clickair, que dará paso a la primera compañía de bajo coste española, y confirmó que la 'nueva Vueling' estará participada en su mayoría por Iberia, mientras que el brazo inversor de Planeta tendrá el 15% de la fusionada.

José Manuel Lara, presidente del grupo Planeta y de Inversiones Hemisferio, que valoró la fusión tras asistir a un desayuno informativo del ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, apuntó que al tratarse de una operación ¢en condiciones de igualdad¢ entre las dos aerolíneas, el accionariado se repartirá de forma que ¢aunque la mayoría será de Iberia el resto de los accionistas la acompañarán en Clickair¢.

Así, señaló que ¢de momento¢ la familia Lara reducirá a un 15% su participación en la nueva aerolínea resultante, aunque apuntó que ¢habrá que ver cómo queda el reparto en los siguientes diseños de la operación¢.

Lara explicó que la negociación ha sido ¢un proceso largo¢ que ha requerido de una valoración para asegurar ¢lo mejor posible una vida y un alma propia¢ a la nueva compañía. Por ello, insistió en que la 'nueva Vueling' será ¢una compañía independiente, aunque sea participada como primer accionista industrial por Iberia, ya que tendrá gestión autonómica propia, y la independencia está garantizada por los propios acuerdos¢ de la operación.

El presidente de Planeta esperó que el proceso de fusión culmine ¢en breve¢, aunque recordó que todo dependerá ahora de la comisión de defensa de la Competencia y de la propia Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) una vez autorice la fusión.

Preguntado sobre la incompatibilidad de algunas de las rutas en las que operan ambas aerolíneas, Lara añadió que por el momento la fusión ¢no supondrá una reducción de la oferta de ambas compañías¢, aunque señaló que una vez autorizada la operación, deberá ser ¢el nuevo consejo de la fusionada, diseñado de otra manera entre las dos compañías, quien establezca una plan nuevo de negocio¢, que se someterá a su aprobación por los accionistas.

Lara, que evitó pronunciarse sobre si la nueva 'low cost' acometerá una plan de reajuste de la flota y de sus plantillas que conlleve despidos, recalcó que el nuevo modelo y la viabilidad de la fusionada tendrá que decidirlo ¢el nuevo consejo, que deberá ser independiente del accionista mayoritario, una vez autorizada la fusión por los reguladores¢. ¢Imagínese, si queremos que sea (una compañía) independiente de Iberia, lo será mucho más de Inversiones Hemisferio¢, concluyó.

Reguladores de la competencia

Por su parte, el ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, se refirió hoy al acuerdo alcanzado entre Clickair y Vueling y señaló que ¢serán las autoridades de la competencia, como en cualquier otra operación, las que analicen si dicha fusión perjudica o no al desarrollo de la competencia y, por tanto, al bienestar de los consumidores¢.

Al respecto, Sebastián aseguró que el Gobierno ¢está dotado de órganos regulatorios independientes¢ y destacó que el Ejecutivo no tiene una opinión formada ni debe tenerla sobre si tendrá consecuencias o no en materia de competencia para los consumidores.

En este sentido, concluyó que desde el Gobierno ¢nunca se han impulsado, ni se ha intervenido en fusiones, ni se ha prohibido ni una sola operación empresarial¢ frente al Gobierno 'popular' que, dijo, ¢prohibió seis operaciones¢ de este tipo.

Regreso al parqué

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) levantó la suspensión de los títulos de Iberia y Vueling antes de la apertura del mercado. Al cierre de la sesión, los títulos de la compañía presidida por Josep Piqué se apuntaron una revalorización del 18,98% hasta cambiarse a 6,52 euros, después de que la Sociedad de Bolsas anunciara la ampliación de su rango de variación estático al 30%. Iberia, por su parte, sumó un 6,47%.

Desde Renta 4 se explica que "con una visión más a medio plazo, a pesar de que la posición competitiva de las entidades mejora, las difíciles condiciones del sector de las aerolíneas, con precios del crudo en niveles que dificultan la rentabilidad de las compañías y fuerte competencia en el segmento de bajo coste, nos llevan a ser prudentes".