_
_
_
_
_
CincoSentidos

Un verano de cócteles caribeños

Mojito, caipiriña, daiquiri, sabores cítricos y refrescantes para las noches de calor

El verano tiene sus propias coordenadas, también en gastronomía. Se come de otra forma y, por supuesto, se bebe de otra manera. Apetecen bebidas frías, refrescantes, frutales, sin demasiado alcohol. Sirve la cerveza, siguen apeteciendo determinados vinos, pero a la hora de salir el trago perfecto tiene nombre de cóctel. Las barras de los locales y, sobre todo, las terrazas de moda, se abren a todo un abanico de posibilidades. Y triunfan definitivamente los cócteles de reminiscencias caribeñas, basados en el ron, el azúcar y los sabores cítricos.

La típica sangría de verano, un cóctel al fin y al cabo que cada cual prepara a su manera y encandila a los extranjeros, se sustituye en los chiringuitos playeros por el tinto de verano, y en la costa levantina el agua de Valencia (zumo de naranja, cava, azúcar y una copita de vodka, ginebra y Cointreau) goza de cierta popularidad.

Pero la noche es la hora del cóctel. Mateo Ullúa, barman de la terraza chill out Café del Mar (en el centro madrileño Las Rozas Village. Tel.: 91 640 49 00. Precios, entre 7 y 9 euros) constata la cada vez mayor demanda de este tipo de bebidas, que en época estival 'apunta a lo fresco, a los daiquiris de fruta, los mojitos y caipiriñas con bases cítricas o los cócteles sin alcohol, con zumos y siempre con mucho hielo', señala. Pero para él, el rey es el mojito, 'el que más se pide porque resulta mucho más refrescante que otros más dulces, como los daiquiris'.

Todos estos combinados tropicales tienen como base el ron: el mojito cubano, el daiquiri -que toma su nombre de una playa cercana a Santiago de Cuba- y sus múltiples versiones (lima, maracuyá, banana, fresa) o la piña colada, tradicional de Puerto Rico (ron blanco, crema de coco y zumo de piña). La caipiriña, de origen brasileño, lo sustituye por cachaza -aguardiente de caña- y se prepara también con otros destilados como el vodka.

Digestivos y originales son los cócteles que María José Boadas (Boadas Cocktail Bar de Barcelona, Tallers, 1. Tel.: 93 318 88 26), hija del que durante años fuera barman del mítico bar Floridita en La Habana, ha diseñado para una conocida marca de tés. Como el Green Dragon, con té verde, ron, limón y menta. Otra forma de disfrutar.

Cómo preparar el mejor mojito

Es una bebida perfecta para refrescarse de una manera especial. Fue creado en 1862 en La Habana (Cuba), concretamente en el célebre local La Bodeguita del Medio. Es un cóctel muy conocido también por ser una de las bebidas preferidas de Ernest Hemingway, que comentaba: 'mi mojito en La Bodeguita y mi daiquiri en el Floridita'.La receta del mojito es sencilla, y prepararlo, una buena excusa para invitar a los amigos a una cena en casa. Mateo Ullúa da las claves para elaborarlo:Los ingredientes son el ron blanco, azúcar moreno, hojas frescas de hierbabuena, agua con gas y lima. Lo sirve en vaso de sidra, con mucho hielo pilé, una medida de ron, cinco hojas de hierbabuena, dos cucharaditas de azúcar moreno -'el más suave, le quita menos sabor al ron', matiza- y una medida de agua con gas. Su secreto: aromatizar el cóctel con un pequeño toque de lima.

Archivado En

_
_