Temor

¿No había pasado lo peor de la crisis?

Punto y aparte en el sentimiento del mercado. El pesimismo vuelve a imperar en las mentes de los expertos bursátiles después de algunos días que invitaron a mirar las cosas con mejor ánimo, aunque siempre con la misma cautela. El descarte de la recesión en Estados Unidos y la mejora de algunas cifras económicas en Europa desembocaron en unas jornadas alcistas para las Bolsas entre mediados de abril y de mayo.

En ese tiempo, el Ibex recuperó más del 8%. Pero en el último mes y medio la situación se ha torcido, y prueba de ello es que algunos bancos de inversión de la talla de Goldman Sachs o Merrill Lynch se han visto obligados a rectificar las recomendaciones en el sector bancario al poco tiempo de mejorarlas. 'Los analistas probablemente están menos confiados que hace 10 años', comenta el profesor financiero en el College Manhattan de Nueva York, Charles Geisst, a Bloomberg.

Un año después del estallido de las subprime, los expertos dan por hecho que lo peor en este sentido ha terminado; nadie piensa ya en que la quiebra de Bear Stears tenga su símil en Europa o Estados Unidos. Pero hay temor con respecto a la situación del mercado crediticio y al impacto en las economías: 'La mayor parte de la caída potencial de la renta variable la estamos viendo, pero aún queda margen para bajar, aunque será de una forma más marginal', comenta José Luis Martínez, de Citi.

La conclusión del estratega del banco estadounidense deja entrever que aún veremos nuevos mínimos, aunque confía en que no se vaya mucho más allá de los niveles actuales.

Pero hay expertos algo más pesimistas, como Javier Barrio, de BPI: 'El sentimiento es muy negativo, y las cifras económicas lo respaldan. Las malas noticias a nivel empresarial empezarán a conocerse en los próximos resultados, y en el caso de España se van a mirar con lupa', dice.

Los analistas prevén un verano complicado. A corto plazo factores como el crudo, rozando récord, los resultados empresariales y la probable subida de tipos de interés en Europa van a medir de nuevo la fortaleza y la capacidad de resistencia de los inversores. 'Hay riesgos de ver caídas en los beneficios, aunque en parte ya lo han corregido las valoraciones', explica Natalia Aguirre, directora de análisis de Renta 4.

El fin de la política expansiva por parte del Banco Central Europeo puede ser clave en el devenir de los mercados. La institución lleva sin tocar el precio del dinero 12 meses. 'Estados Unidos ha adaptado una política más activa; ha bajado tipos de interés y ha aprobado estímulos fiscales. En Europa somos más lentos y más rígidos a la hora de tomar medidas para impulsar la economía', señala Natalia Aguirre.

Por su parte, José Luis Martínez comenta al respecto que 'Cuando en Estados Unidos veamos el inicio de la recuperación en Europa quedará aún lejos; allí van un paso por delante', concluye.

'Se hace difícil ver los PER actuales'

Con la incertidumbre pesando en las Bolsas, el trabajo de los analistas se complica. Hay compañías baratas y otras que son muy recomendadas; pero en ninguna entra dinero. 'Hay sectores que han tocado fondo y otros que no', comenta David Navarro, de Inversis. Pero para el analista hay un hecho claro: la mejora de las cotizaciones vendrá de la mano de la confianza de los consumidores y de los inversores. 'Las televisiones, por ejemplo, no han estado nunca tan baratas, pero quién te dice que no puede venir una rebaja de los beneficios', comenta.

En el Ibex 35 se pueden encontrar niveles de PER, veces que el precio de la acción contiene el beneficio, de 10,6 en Telefónica, o de 8,37, en el Santander. 'Se hace difícil ver esas valoraciones en este tipo de compañías'. La complejidad de análisis es tal que en esta última crisis ni siquiera han funcionado las estrategias defensivas. Sólo las materias primas suben en el índice sectorial del Stoxx 600.