Telefonía

Orange se recupera y lidera con Jazztel la captación de clientes de rivales

Los clientes han dejado de tener miedo al cambio de operador en telefonía fija. Casi 400.000 usuarios abandonaron su telefónica tradicional y fueron seducidos por un competidor entre enero y abril. Jazztel sigue siendo una de las compañías que más usuarios atrae, pero esta vez está acompañada por Orange, que ha recuperado el pulso y lidera la clasificación.

La Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) lo certifica mes a mes con sus informes sobre el sector. El mercado está cambiando y están desapareciendo los recelos de los usuarios a saltar de operador en operador de telefonía fija y ADSL llevándose con ellos su número de teléfono -la denominada portabilidad-. ¿El reclamo? Las ofertas que empaquetan en una sola factura línea, llamadas, acceso a internet a altas velocidades e, incluso, móvil.

Pero el regulador sólo da los datos agregados; por ejemplo, que casi 400.000 clientes han sido infieles a su telefónica tradicional y se han dejado seducir por otra en lo que va de año, con datos a cierre de abril. Lo que no dice es qué compañías son las seductoras y cuáles, las abandonadas. Estas cifras se envían cada mes a las operadoras, pero la CMT no las hace públicas.

Según los datos a los que ha tenido acceso este periódico, son Orange y Jazztel las ganadoras de la pugna. La primera ha conseguido un saldo neto en cuatro meses de 99.472 líneas de clientes y la segunda ha superado las 44.000.

La primera posición de la filial de France Télécom supone una clara recuperación con respecto a sus resultados de 2007, cuando fue una de las operadoras alternativas que menos clientes ganó. Fuentes del sector apuntan que en esa época tuvo algunos problemas tecnológicos y denunció trabas de Telefónica para ganar usuarios. Estos dos factores no le impedían conseguir altas de clientes, pero sí provisionarlos -activarlos, darles efectivamente el servicio-. Ahora que los conflictos se están solucionando, Orange empieza a mostrar las cifras reales de captación. Jazztel, en cambio, ya fue la segunda de la clasificación en 2007.

Seducidos menos desertores

Los datos positivos de estas dos compañías no significan que no hayan perdido abonado alguno en lo que va de 2008. Al contrario, de la firma francesa desertan cada mes entre 1.000 y 2.600 usuarios y de Jazztel se van unos 3.000 mensuales, que se llevan el número de teléfono y los servicios que tenían con ellas a otras operadoras. Pero el número de consumidores que hacen el camino contrario -desertar de su firma y pasarse a Orange o Jazztel- es superior, así que el saldo neto -los que vienen menos los que se van- es positivo.

También Tele2 ha ganado durante el año más clientes de los que ha perdido y se coloca en tercera posición del ranking. En cuarto lugar está su dueña, Vodafone, que ha captado más de 14.500 usuarios. Y en quinto lugar está Yacom, que opera en el mismo grupo que Orange -France Télécom-, pero todavía conserva marca y ofertas diferenciadas.

BT y Colt Telecom están a mucha distancia de sus compañeras, con cifras más reducidas de captación. Eso se debe a que se dirigen al mercado empresarial y no a los clientes particulares.

Con mayor o menor volumen, todas estas compañías han seducido a más usuarios de los que han expulsado. Entonces, ¿de dónde salen los clientes? En la mayoría de los casos, de Telefónica.

Esta operadora ha perdido más de 240.000 abonados en el año, pero no porque su estrategia sea la equivocada o esté experimentando una fuga de usuarios, sino porque es la que tiene la mayoría de los teléfonos de los clientes -de hecho, los tuvo todos hasta la liberalización del mercado-. Puesto que su base es de millones de números, las probabilidades de que sus clientes se muevan son mucho mayores y, a la vez, el porcentaje que representan las deserciones sobre el total es más reducido.

Otra explicación de por qué se está acelerando el cambio de operador es que muchas veces se da en varias fases. Un abonado primero contrata una oferta de ADSL, pero mantiene su número de teléfono con Telefónica. Por tanto, sigue computando como usuario del ex monopolio. La portabilidad sólo se activa cuando se muda el número y eso está empezando a pasar ahora con más intensidad porque las operadoras alternativas están desplegando la red que les permite dar un servicio completo a los usuarios, incluida la línea.