Salud

Dermoestética y Clínica Baviera sufren el parón del consumo y rozan mínimos

La mayoría de los expertos considera que es buen momento para entrar en estos valores

El sector de estética está de capa caída en Bolsa. Los únicos dos representantes en el mercado español, Corporación Dermoestética y Clínica Baviera, acusan ya las perspectivas de un frenazo en el consumo, ya que en una coyuntura de desaceleración económica los primeros en resentirse son los gastos relacionados al lujo o que no constituyen artículos de primera necesidad. Esta situación ha llevado a ambos valores a precipitarse de nuevo hasta rozar los mínimos anuales.

Corporación Dermoestética cotiza ya en 5,53 euros, tras acumular una caída anual del 24,56%. La crisis ha obligado a esta compañía a desprenderse en los últimos meses de su filial británica y de su negocio en Italia. En el primer trimestre de este año, además, sus ingresos han descendido un 22%.

Todo ello ha caído como un jarro de agua fría entre los inversores y ha deslucido una de las más espectaculares salidas a Bolsa que se han producido en España en los últimos años (sólo el día de su estreno subió un 19%). Las acciones de Corporación Dermoestética valen ya un 39,23% menos que el precio de su colocación, a 9,1 euros.

Dermoestética se sitúa un 39% por debajo de su precio de colocación en Bolsa y Baviera, un 17%

Las perspectivas a corto plazo no son, además, muy halagüeñas. De hecho, UBS recortó el pasado viernes su precio objetivo sobre el valor desde los 9,5 euros hasta los 8 euros. Aún así, el banco suizo mantiene su recomendación de comprar el valor, aunque reconoce que la crisis económica ya está teniendo un impacto en la compañía.

'Nos gusta la posición de caja que representa casi 5 euros por acción. Hay mucho valor, pero está gestionada de manera deficiente', comenta Bosco Ojeda, analista de la firma.

La mitad de los analistas consultados por la agencia Bloomberg cree que es momento para comprar Corporación Dermoestética, mientras que la otra mitad anima a los inversores a vender el valor.

Clínica Baviera, especializada en oftalmología y en estética, tampoco consigue despegar en Bolsa. La compañía, que debutó el 2 de abril de 2007, cae desde enero un 35,95% y se acerca a los mínimos tocados el pasado marzo, en 14,69 euros. El viernes terminó en 15,25 euros. Con ello, las acciones se sitúan ya un 17,12% por debajo del precio de salida a Bolsa.

En este caso, existe un mayor consenso de los analistas: un 87,5% piensa que es momento para comprar, un 12,5% mantener y ninguno vender. El precio objetivo medio es de 22 euros.

UBS es una de las firmas que recomienda comprar. Destaca que es una compañía muy bien gestionada, con una marca de calidad y con buenas perspectivas a largo plazo en el negocio de oftalmología debido al envejecimiento de la población y nuevos tratamientos, entre otros aspectos.