Renovables

Edp se plantea el traspaso de activos si falla la OPV de su filial de renovables

La salida a bolsa de la filial de renovables de Energías de Portugal (EDP) tiene como objetivo obtener financiación para el ambicioso plan de inversiones de la mayor eléctrica lusa.

En caso de que la Oferta Pública de Venta (OPV) fracase por las condiciones actuales de los mercados financieros, el grupo que preside Antonio Mexía busca nuevas alternativas de financiación, entre ellas operaciones de traspaso de activos de la red de distribución de electricidad, según informa hoy Semanario Económico.

A través de este traspaso de la red de distribución de electricidad, la eléctrica vendería un activo inmovilizado a una compañía especializada, recuperando simultáneamente su uso a través de un contrato de "leasing", bajo la modalidad de 'leaseback'.

Sin embargo, a pesar de las alternativas, la prioridad de EDP es la salida de las renovables a bolsa, tal como aseguró el presidente ejecutivo de la empresa, Antonio Mexía, que espera que las acciones comiencen a cotizar en bolsa en la primera semana de junio. EDP espera recaudar con esta operación 2.000 millones de euros.