Tribunales

Un juez obliga a EDF a comunicar sus planes sobre Iberdrola

El Juzgado de lo Mercantil número 2 de Bilbao ha acordado obligar a EDF, de forma cautelar, a que comunique mediante anuncios publicitarios en varios periódicos nacionales e internacionales si prepara una operación de compra sobre Iberdrola, ya sea en solitario o con la ayuda de terceros.

Según el auto del tribunal, el juzgado ordena también el "cese provisional inmediato" por parte del grupo francés de declaraciones "ambiguas" y de "informaciones contradictorias" relacionadas con la adquisición del negocio de la eléctrica española.

Asimismo, el titular de la corte instó a EDF a comunicar si ha iniciado ¢o está preparando la adquisición del negocio de Iberdrola¢ por medio de compra de acciones u otros instrumentos, o si está concertado con terceros para hacerlo.

Por otra parte, exigió a la francesa que, en el caso de que estuviese en marcha una adquisición, aclare si tiene intención de dividir o repartir los activos de la eléctrica española.

Por su parte, EDF rechazó hoy hacer comentarios sobre la decisión del Juzgado de lo Mercantil número 2 Bilbao de conceder a Iberdrola las medidas cautelares solicitadas el pasado 17 de marzo frente a la compañía francesa por competencia desleal y solicitarle que aclare sus planes sobre la eléctrica española. ¢En este momento, no tenemos ningún comentario que hacer al respecto¢, señaló una portavoz de EDF.

En un plazo de cinco días EDF deberá insertar anuncios clarificando sus intenciones en Iberdrola en los diarios españoles El País, El Mundo y Expansión y en los periódicos internacionales Financial Times y The Wall Street Journal. El juez aclaró que, aunque no cabe recurso contra la resolución, EDF puede formular su oposición a la medida en un plazo de 20 días hábiles.

Ofensiva contra EDF

Además de este auto, Iberdrola ha presentado cuatro denuncias o personaciones ante instituciones comunitarias en contra de EDF desde que se conociera el interés del grupo francés por el mercado español.

El último de ellos el pasado día 18 cuando la eléctrica presidida por Ignacio Sánchez Galán denunció a Francia ante la Comisión Europea por supuestas ayudas estatales a EDF, de quien es accionista mayoritario con un 85%.

A finales de febrero, Iberdrola anunció que había presentado una denuncia ante Bruselas por la supuesta ilegalidad de los blindajes de EDF. En esta demanda, arremete contra el mecanismo que, a modo de acción de oro, permite al Gobierno designar a los principales directivos de EDF y que condiciona la venta de acciones del Estado en la compañía al visto bueno del Parlamento.

Apenas dos días después, dijo que se personaría en el expediente abierto por la UE contra la compañía estatal por abuso de dominio en el mercado doméstico francés. Iberdrola, en calidad de competidora en Francia de EDF, dice sentirse perjudicada por las prácticas con las que el grupo de Pierre Gadonneix excluye al resto de empresas del mercado.

El 6 de marzo, la eléctrica española anunció la apertura de un tercer frente, que consistió en solicitar al Tribunal de Luxmburgo que se permita a Iberdrola sumarse a las pesquisas de la Comisión Europea acerca de las presuntas ayudas estatales.