Mercados

El Ibex gana el 2,52% y se asoma a los 13.000 puntos

La Bolsa española cerró la sesión como la mejor de Europa. Recuperó un 2,52%, un resultado que los analistas califican de rebote técnico. El volumen de negocio sigue bajo, con 3.979 millones de euros el último día cuando la media del año es de 6.700 millones.

Donde dije digo, digo Diego. La dinámica de la Bolsa está funcionando así, como este popular dicho. A una sesión de sentimiento dramático, le sucede otra donde las previsiones son bien distintas, o viceversa. El Ibex 35 perdió el lunes el 2,34% y el martes, el 1,81%. Las noticias relacionadas con las subprime (hipotecas de alto riesgo) calaban más en el sentimiento del mercado.

La sesión de ayer, sin embargo, transcurrió con alegría en Europa de principio a fin. Hubo importantes avances para la mayoría de las Bolsas. En el caso del Ibex 35 la subida fue del 2,52%, un resultado que le permite de nuevo rozar los 13.000 puntos. Pero en el avance faltó consistencia. La contratación de acciones alcanzó una cifra de negocio de 3.979 millones, cuando la media del año se sitúa en 6.700 millones de euros. La escasez de dinero también ha estado presente en los días de recortes; en los dos anteriores el negocio rondó los 4.000 millones.

'La jornada ha sido de rebote técnico. En el S&P el martes funcionó un nivel de soporte. Esto ha provocado una mejora en los índices a nivel general', comentaba ayer Javier Barrio, responsable de ventas institucionales de BPI en España.

El selectivo español fue el mejor de Europa. Con todo, en el año aún pierde el 14,7%

Ambac perdió el 22% después de anunciar un plan para reforzar su capital, rechazado por el mercado

En Europa, la Bolsa española finalizó como la mejor. Iberdrola (3,48%), Santander (2%), Telefónica (1,58%) y BBVA (2,21%) apuntalaron la subida del Ibex 35 en la sesión. Pero fue Mapfre (7,37%) la compañía que consiguió mayor rentabilidad.

Los mercados estadounidenses proyectaron cierto entusiasmo hacia el otro lado del Atlántico. Abrieron con claro signo positivo, pero el optimismo se moderó en el transcurso de la jornada. Al cierre, las ganancias del Dow Jones se limitaron al 0,34%. El S&P sumó 0,52% y el Nasdaq, el 0,55%.

La renta variable de EE. UU celebró en un principio las referencias positivas. En cifras macroeconómicas destacó el índice de gerentes de compra para el sector servicios, que subió a 49,3 puntos, cuando las previsiones contemplaban una bajada. 'Hay un temor persistente, pero los datos sugieren que no hay una profunda caída, sino un lento crecimiento. Esto está ayudando a liberar parte de la tensión de los mercados', comentó Steve Goldman, estratega de Weeden, a Reuters.

Después, a mitad de la sesión, circularon rumores sobre un posible acuerdo para rescatar a la aseguradora de bonos Ambac, lo que generó gran expectación. La compañía fue suspendida de negociación cuando subía más de un 8% a la espera de la comunicación de un hecho relevante en el organismo regulador (la SEC, por sus siglas en inglés). Ambac anunció otra cosa (pretende captar 1.500 millones de dólares para apoyar su capital) y el mercado se puso nervioso. El valor cerró con una caída del 22%, y MBIA del 6,01%.

La Reserva Federal contribuyó a la estabilización de los mercados. El Libro Beige, publicado ayer, hizo un análisis de la economía en línea a sus últimas exposiciones. La Fed confirmó que en 8 de los 12 distritos el crecimiento se ha desacelerado desde comienzos de año debido a la caída de las ventas minoristas y de la vivienda. La institución dejó abierta la puerta a más recortes de tipos en la última reunión.

Atrapados en 900 puntos

El Ibex 35 lleva atrapado en una franja de 900 puntos desde hace mes y medio, tras el crac de enero. El índice sube o baja, encadena sesiones en positivo o en negativo, pero no rompe referencias. El límite en los avances se ha instalado en los 13.500 puntos, y en las caídas, sobre los 12.600. 'Quiere decir que hay indecisión e incertidumbre. Se está produciendo una lucha entre alcistas y bajistas sin que haya un ganador claro', señala Javier Barrio, de BPI. Para el experto el mercado español se encuentra en una clara tendencia lateral y que para cambiarla a alcista debería subir 600 sobre el nivel actual. 'Cuando las Bolsas están laterales terminan por romper hacia arriba o hacia abajo', dice.

Pensar en una recuperación sostenida parece casi imposible. 'El fondo sigue siendo negativo y es difícil saber qué va a pasar. Depende del momento: un día parece que las cosas van a empeorar aún más, y al siguiente lo peor parece que ya ha pasado', dice.

El Ibex 35 está teniendo movimientos muy radicales. En lo que va de semana el índice ha variado 857 puntos. En 2007 terminó con un avance del 7,32% y con la suma de 1.035 puntos.