Mercados

La debilidad económica en EE UU arrastra la Bolsa y dispara el euro

El fantasma de la recesión volvió a planear sobre los mercados. Los últimos datos que llegaron de EE UU decepcionaron al mostrar una ralentización económica mayor de la esperada en el cuarto trimestre de 2007. La noticia desató fuertes caídas en las Bolsas y disparó la cotización del euro a un nuevo máximo frente al dólar. El Ibex cayó un 1,35%, hasta los 13.272,1 puntos.

El miedo regresa a los mercados. Los renovados miedos a que la economía estadounidense se debilite más de lo previsto en un entorno de precios al alza sirvieron ayer de excusa vendedora en un mercado volátil que regresa a los números rojos después de una tregua que ha durado varias sesiones. El Ibex rompió con tres alzas consecutivas y cayó un 1,35% arrastrado fundamentalmente por la debilidad de Santander (-2,19%), Telefónica (-1,43%), Iberdrola (-1,63%) y BBVA (-1,28%).

La intervención en el Senado del presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, tampoco sirvió de bálsamo, como ocurriese la víspera cuando reiteró que le preocupaba más la economía que la inflación. Unas palabras que desataron expectativas de nuevos recortes de tipos de interés tan pronto como en marzo y devolvieron cierto optimismo al mercado. Ayer la situación cambió; los inversores prefirieron centrarse en su predicción de nuevas quiebras bancarias por la crisis que a la escasa probabilidad que otorga a un escenario de estanflación.

La segunda revisión del dato del PIB del cuarto trimestre tampoco ayudó. El indicador mostró un incremento del 0,6% cuando los expertos esperaban el 0,8%. El dato de 2007 queda al 2,2%, el menor en cinco años. Una lectura que se sumó a un aumento mayor de lo esperado de las peticiones de subsidio de desempleo.

Santander, Telefónica, Iberdrola y BBVA se convierten en los principales lastres de la Bolsa española

Las empresas europeas de perfil exportador sufrieron importantes caídas ayer al verse afectadas por la fortaleza de la divisa

Estas noticias ensombrecieron la sesión en Europa, y los principales índices aceleraron las pérdidas en los últimos compases de la sesión. El Dax perdió el 1,95%, el Cac, un 2,08%, el Footsie, un 1,78% y el Euro Stoxx, el 1,84%. Una jornada que vio retrocesos en los 18 sectores del índice Stoxx con los castigos más abultados en los servicios financieros (-2,79%), los medios de comunicación (-2,79%), la industria (-2,5%) y las químicas (-2,46%). Empresas de perfil exportador como Bayer (-4,68%), Alcatel-Lucent (-4,03%) o Siemens (-3,95%) estuvieron entre las más azotadas, afectadas por el máximo del euro.

Los nuevos indicios de debilidad económica en EE UU y algunos resultados decepcionantes provocaron retrocesos en Wall Street -el Dow Jones cayó el 0,9%, igual que el S&P, y el Nasdaq, un 0,94%- y también fuertes ventas de dólares. Así, el euro llegó a marcar récord de 1,5229 dólares ante la expectativa de nuevos recortes de tipos de interés en EE UU que incrementen aún más el diferencial con Europa. Las últimas rebajas han dejado el precio del dinero en EE UU en el 3% frente al 4% de Europa, una situación aumenta el atractivo de una inversión en euros en detrimento del dólar y que explica el repunte del 4,4% que acumula la divisa europea este año.

El avance reciente, además, supone la rotura de la barrera psicológica de 1,50 y de la resistencia de 1,52. La próxima se encuentra en 1,53 y los análistas técnicos comentan que los soportes se ubican en la zona de 1,5. De momento, todo a favor del euro, a la espera del BCE.

La opinión de los analistas

Merrill Lynch. Antonio Villarroya

'El último tirón del euro se deba más a la debilidad de dólar que a la fortaleza del euro. Los datos macroeconómicos en EE UU no mejoran y la Reserva Federal reitera su preocupación por el crecimiento. Antes se hablaba de una recuperación de tipos rápida pero tras la última intervención de Bernanke se espera que se consoliden un tiempo'.

IGF. Mercedes Camacho

'La fortaleza del euro es una fuerte presión para las empresas exportadoras y puede llevar al BCE a realizar algún tipo de gesto, probablemente no en la próxima reunión pero quizá sí antes del tercer trimestre del año como se esperaba en un principio. Entretanto los últimos datos apuntan a un crecimiento moderado en Europa y debilidad en EE UU'.

Link. Juan José Fernández-Figares

'Bernanke ha dado prácticamente por hecho que volverá a bajar tipos en marzo a pesar de la negativa evolución de los precios. Si lo hace lo normal sería que el dólar se debilitara aún más respecto al euro, moneda cuya revalorización metería una fuerte presión al BCE. Veremos si es capaz de soportarla, manteniendo sus principios'.