Mercados

El Ibex salda una semana de auténtico infarto con un recorte del 3,7%

Esta semana, la séptima consecutiva en negativo para el Ibex, será recodarda como histórica ya que, en apenas cuatro jornadas, el selectivo ha registrado la mayor revalorización de la historia y el descalabro más abultado desde que el índice selectivo se creó en el año 1992.

En un contexto de temores recesivos y de una crisis crediticia cada vez más avivada, las dificultades de las aseguradoras de bonos propiciaron las cesiones, adicionalmente agravadas por las ventas de Société Générale al descubrir las pérdidas provocadas por las operaciones irregulares de un empleado, las bolsas han registrado importantes pérdidas. Las cosas se han ido arreglando según ha ido avanzando la semana aunque el rebote ha sido insuficiente para que el Ibex despidiera la semana en números verdes o, al menos, en tablas. El selectivo partirá el próximo lunes de los 13.141,1 puntos. Hoy ha cerrado con un leve alza del 0,26%.

Los expertos se preguntan si este es el final de los sobresaltos. Banco Urquijo cree que no. ¢Los actuales rebotes son por el momento el resultado técnico esperable después de las cesiones de las últimas semanas, y las dificultades fundamentales y de la crisis crediticia. Siguen presentes, sin que resulte probable que el alivio de las medidas políticas tenga efectos significativos en el horizonte de las próximas semanas¢.

La reunión de la Fed el próximo martes será la cita clave en plena vorágine de presentación de resultados en EE UU. ¢Nuestro escenario central sigue contemplando cesiones bursátiles desde niveles próximos a los alcanzados ya en el rebote y un riesgo elevado de acabar alcanzando nuevos mínimos¢, alertan desde Urquijo.

En cuánto a los valores, los resultados empresariales publicados en los últimos días han servido para avivar algunas cotizaciones. Popular ha escalado al puesto del mejor del Ibex con un repunte del 7,09%. La entidad financiera dijo esta semana que el beneficio neto de 2007 creció un 22,8%, hasta los 1.260 millones de euros. BBVA también pasó el examen ante los inversores haciendo públicas sus cuentas anuales. El banco, que preside Francisco González, ganó el pasado año 6.126 millones de euros de beneficio, lo que supone una mejora del 29,4% respecto a los de 2006. El mercado aplaudió estas cuentas y la acción de BBVA ha recuperado un 1,48%.

Los pesos pesados se han dividido. Sólo BBVA ha escapado de la quema. El resto se ha colocado en el lado de los perdedores. Santander ha caído un 2,09% y Telefónica ha perdido un 7,5% al tiempo que las acciones de Repsol han perdido un 3,32%.

Sector más castigado

Las eléctricas han sido los valores más castigados. Endesa ha sido la peor parada al perder un 8,85%. Unión Fenosa ha caído un 7% al tiempo que Gas Natural y REE han cedido alrededor de un 5% cada uno. El selectivo se ha quedado esta semana con 33 valores tras la salida de Agbar y Altadis, en sendos procesos de opa. El próximo martes, el Comité Asesor Técnico decidirá si vuelven o son excluidas definitivamente.

Fuera del selectivo, Miquel y Costas ha destacado en el lado de las ganancias con un repunte semanal del 12,9% mientras que Ercros ha sido el más penalizado al perder un 11,54%.

El resto de plazas europeas también ha despedido la semana con fuertes caídas. El Ftse de Londres ha encajado un recorte del 0,55%. El mayor descalabro lo ha sufrido el Dax Xetra de Frankfurt al perder un 6,8%. El Cac de París ha caído un 4,2%.