Tokio

El Nikkei recupera el 2,03% y cierra en 12.829,06 puntos

El Nikkei de la Bolsa de Tokio se recuperó hoy del desplome de ayer con una subida del 2,03%, al subir 256,01 puntos, y situarse al término de la sesión en 12.829,06 unidades. Por su parte, el Topix ganó 29,98 puntos o un 2,45%y se situó en 1.249,93 enteros.

Según expertos citados por la agencia local de noticias Kyodo, los agentes acogieron de buen grado la medida de emergencia de la Reserva Federal de EEUU llevada a cabo ayer para reducir los tipos de interés en un 0,75% hasta quedar en el 3,5%.

"Si la Reserva Federal no hubiera reducido los tipos de interés, hoy no abríamos visto el rebote de la bolsa", dijo Kazuhiro Takahashi, director general del departamento de valores de Daiwa Securities.

Las casas de valores, los bancos, los exportadores de vehículos y las compañías de alta tecnología se recuperaron en la jornada de hoy de manera moderada desde la perspectiva de la economía estadounidense, uno de sus principales importadores de productos.

En general, los grandes exportadores nipones sumaron ganancias, como Toshiba, que ascendió en 36 yenes, o un 5%, hasta los 732 yenes, y Toyota, que aumentó 220 yenes, o un 4,5%, hasta los 5.100 yenes.

La única compañía exportadora que hoy presentó pérdidas fue Sony, la empresa más cotizada en términos de valor de la jornada, que perdió 140 yenes, o casi un 3%, hasta los 4.970 yenes. Por su parte, Citigroup aumentó 250 yenes, o casi un 11%, hasta los 2.590 yenes, mientras que Sumitomo ganó 120 yenes, o casi un 6%, hasta los 2.250 yenes

Según el director de estrategias de Sumitomo Banking Group, los inversores se han tranquilizado tras el pánico de estos dos días anteriores en los mercados asiáticos, en especial en los parqués de la India y Hong Kong, donde las ventas de acciones fueron frenéticas.

Sin embargo, los agentes de la bolsa advierten de que el rebote del mercado de Tokio puede ser un hecho de corta duración, ya que el recorte de los tipos de interés de la Reserva Federal y las medidas de emergencia de EEUU no alivian los temores por la crisis.