Crisis de crédito

La AEB cree que el impacto de las 'subprime' será "más intenso de lo esperado"

La perturbación de los mercados financieros desencadenada el pasado mes de agosto "no está todavía resuelta", por lo que su impacto "va a ser más intenso de lo inicialmente esperado", según el último Informe Económico-Financiero de la Asociación Española de Banca (AEB).

La patronal bancaria explica que los mercados "difícilmente recuperarán la deseable fluidez" hasta que no se conozca el "efecto real" de esta crisis sobre los resultados de las entidades financieras afectadas, lo que puede "dilatar el proceso de ajuste".

En cualquier caso, la AEB destaca en su informe la "excelente posición de las entidades financieras", que "permitirá abordar con confianza" el impacto de las turbulencias y subraya que la economía española cuenta actualmente con unos soportes "que deberían impedir la aparición de un ajuste brusco".

Tras indicar que, por quinto año consecutivo, la economía mundial registrará en 2007 "una fuerte expansión del comercio, un crecimiento sostenido de la producción y una inflación moderada", la AEB señala que esta tendencia está "amenazada" por las turbulencias de los mercados financieros, la escalada del precio del crudo y los desequilibrios globales, especialmente en los países más avanzados.

Asimismo, destaca que las perspectivas apuntan, dentro de un dinamismo sostenido, hacia "una desaceleración del crecimiento y una mayor presión sobre los precios".

En este contexto, la patronal considera que, dentro de una suave desaceleración, la economía española presenta en 2007 "un balance positivo en términos decrecimiento y de creación de empleo".

A su juicio, la madurez del ciclo, el necesario ajuste de la actividad en el sector de la vivienda y unas condiciones crediticias menos holgadas, "hacen previsible que la desaceleración continúe hacia tasas más próximas al potencial efectivo". Por otro lado, considera que la menor detracción del sector exterior facilita un crecimiento "más equilibrado y sostenible a plazo".

Asimismo, la patronal cree que es "crucial" desde el punto de vista de las políticas económicas, mantener el rigor presupuestario, evitar una espiral precios-costes y avanzar en las reformas estructurales destinadas a dotar de mayor flexibilidad y eficiencia los mercados de bienes y factores. "De lo contrario, se corre el riesgo de instalarse en una senda de bajo crecimiento durante un prolongado periodo de tiempo", indica el informe.