Laboral

La plantilla de Mercedes en Barcelona estudia desconvocar algunos paros

Se abre una puerta para que las plantas de Mercedes Benz en España recuperen la normalidad. Ayer, la dirección presentó una oferta que ha llevado al comité a sondear la posibilidad de desconvocar algunos paros.

La planta vitoriana de Mercedes Benz se ha convertido en la principal víctima del cierre de la fábrica que la compañía alemana posee en Barcelona. Desde que se hizo pública la decisión, a principios de octubre, la plantilla de la factoría barcelonesa ha convocado numerosos paros que han obligado a detener la producción de las furgonetas Viano y Vito varios días.

Ayer, el comité de empresa de la fábrica de Daimler-Mercedes Benz en Barcelona comenzó un período de consultas con la plantilla para evaluar la posible desconvocatoria de algunos de los paros previstos para este mes tras la presentación de una última oferta por parte de la compañía.

La dirección del grupo propuso a los sindicatos que los 258 de los 420 empleados de la planta barcelonesa que pasen a formar parte de la empresa conjunta con Estampaciones Sabadell en Esparreguera (Barcelona) estén bajo el paraguas contractual y salarial de Daimler AG, un punto reclamado por la plantilla desde el anuncio de cierre de la factoría catalana.

Los representantes de la multinacional también se mostraron abiertos a negociar al alza las condiciones de las bajas incentivadas -que ahora están en una indemnización de 45 días por año trabajado- y de las prejubilaciones a partir de los 54 años. Para seguir negociando, la dirección pidió a los sindicatos la desconvocatoria de las jornadas de huelga para este mes.

Consultas

El comité de empresa abrió un período de consultas para evaluar la posible desconvocatoria de alguno de los días de huelga, aunque las mismas fuentes dan por hecho que, por falta de tiempo, hoy y mañana se paralizará la producción en la planta del Bon Pastor.

Los paros están convocados para los días 6, 7, 8, 13, 15, 20, 21, 22, 27 y 29 de noviembre con el objetivo de forzar a la compañía a negociar y paralizar la producción en Vitoria, que depende de los suministros del centro barcelonés.

El comité de empresa de la planta del Bon Pastor recordó a la dirección de Mercedes Benz que las reglas de juego de la negociación 'tienen que ser claras', informa Efe. 'Si alguien desvirtúa este proceso, lo único que genera es una posición de mayor rechazo', remarcó la representación de la plantilla ayer.

Daimler, propietario de Mercedes Benz, cerrará la planta de componentes del barrio de Sant Adrià de Barcelona. La multinacional ha acordado crear una empresa mixta con su primer proveedor Estampaciones Sabadell (Daimler contará con el 51% del capital en la nueva firma) para externalizar la producción de las plataformas que produce en Barcelona.

La intención de la empresa es traspasar 258 empleos a las naves que construirá en la localidad de Esparraguera (Barcelona) a 60 kilómetros de la actual factoría.