CincoSentidos / Profesionales

La banca de inversión se rifa a los analistas

Joven de menos de 30 años. Licenciado en Derecho y Empresariales, titular de un máster, con dominio del inglés y francés y seis años de experiencia en diferentes plazas financieras europeas.

La banca de inversión se rifa a los analistas
La banca de inversión se rifa a los analistas

Joven de menos de 30 años. Licenciado en Derecho y Empresariales, titular de un máster, con dominio del inglés y francés y seis años de experiencia en diferentes plazas financieras europeas. Si tu perfil se ajusta a este guión, no tendrás ningún problema para poder elegir entre un aluvión de ofertas de trabajo. Es el profesional que más demandan en estos momentos los bancos de inversión instalados en España y los especialistas más buscados por las firmas de cazatalentos.

'Existe una guerra por el talento. Se empiezan a notar los efectos de la caída de la natalidad de los últimos años y estos analistas, sobre todo los especializados en deuda, son escasos en nuestro país', explica Mónica Pérez Hurtado, directora asociada de Bao & Partners.

Esta escasez de expertos ha provocado que sus retribuciones se disparen. En 2006, un asociado (como se conoce en el mercado a un analista) de operaciones apalancadas para capital riesgo percibió un 32% más entre sueldo fijo y variable, hasta alcanzar un salario medio total de 103.000 euros anuales, según el informe Análisis Comparativo de las Retribuciones en la Banca de Inversión en España, elaborado por Bao & Partners.

Las entidades buscan jóvenes de menos de 30 años, con máster y experiencia de seis años en el extranjero

El estudio, con datos recabados entre un total de 43 entidades, destaca que el mayor incremento en las gratificaciones provino de la retribución variable, que experimentó una subida del 57,4%, frente al crecimiento del 12% de los ingresos fijos.

Más valorados están aún los profesionales del área de fusiones y adquisiciones corporativas, un negocio que en los dos últimos años ha mantenido una actividad frenética con récords consecutivos en el volumen de operaciones. En este segmento, un analista cobra ya en España 112.000 euros al año.

Si se trata de un vicepresidente, el equivalente a un subdirector o director asociado, el sueldo se dispara hasta los 207.000 euros. De esta cantidad, casi la mitad (99.000 euros) procede de la retribución vinculada a objetivos. En el caso de un director, los ingresos ascienden a 361.000 euros, aunque algunos de estos ejecutivos llegan a ganar al año 550.000 euros.

En la cúspide de la jerarquía de la banca de inversión se sitúan los directores generales, cuya nómina ronda de media los 725.000 euros, un 31% más que hace un año.

Una cantidad que puede parecer astronómica a la mayoría, pero que aún queda muy lejos de los sueldos que se pagan en otros mercados con un mayor desarrollo de la industria financiera, como Estados Unidos o la City londinense. 'El equivalente a un asociado en España recibe en Londres alrededor de dos millones de euros al año, debido al elevado peso de la parte variable', comentan en Bao & Parthers.

Esta brecha explica que en ocasiones sea muy complicado recurrir a los fichajes fuera de España para reforzar la cantera. Pedro Herraiz, asociado de Bao & Partners, asegura que la disponibilidad a un cambio sólo se da cuando los profesionales tienen muy claro que están dispuestos a renunciar a parte de su salario para ganar en calidad de vida.

Eso sí, en tiempos revueltos como los actuales también son los sueldos de los grandes gurús internacionales los que más se resienten. Según las últimas estimaciones del Centre for Economic and Business Research (CEBR), las gratificaciones en banca de inversión podrían caer este año en el Reino Unido un 16%, como consecuencia del impacto negativo de la crisis crediticia que estalló el pasado verano en Estados Unidos. Del mismo modo, en este último país se prevé que el bonus de estos profesionales se reduzca un 5%. Será un jarro de agua fría para un sector, que en 2006 se embolsó un 20% más en sueldo variable gracias al tirón de la Bolsa y a la actividad en fusiones y adquisiciones.

En España, sin embargo, los expertos creen que la crisis pasará de largo. En Bao & Partners consideran que, aunque no se repitan los registros de los últimos años, los sueldos en banca de inversión seguirán creciendo el próximo año.

Retener talento con el 'bonus'

El bonus sigue siendo el principal gancho que utilizan las entidades financieras para evitar fugas de sus equipos. 'Los profesionales son más cautelosos a la hora de moverse. Antes existía mayor motivación al cambio, pero ahora se atreven menos a dar el paso. Para retenerles, las compañías les garantizan el bono de este año (éste se suele recibir en el mes de marzo), a pesar de que en algunos casos no se hayan conseguido los objetivos marcados', señala Mónica Pérez.

Pero también empiezan a ganar adeptos entre las empresas otras vías de remuneración para vincular a sus plantillas, como los seguros médicos o de vida, planes de pensiones, coche de empresa o la plaza de garaje.

Según el informe de Bao & Partners, un 95% de las compañías utilizan ya los 'beneficios sociales' como una alternativa para compensar a sus plantillas. Y destaca, sobre todo, el aumento de peso que ha tenido este tipo de remuneración dentro de los puestos más junior de las empresas. De hecho, un 85% de las empresas incluyen ya un seguro de vida para los analistas y el 25% un seguro de vida. Las ayudas de comida están implantadas en un 17% de los centros de trabajo, mientras que el móvil de empresa o la plaza de garaje en un 55%.

Las retribuciones no dinerarias y los planes de carrera a largo plazo son, a juicio de esta firma de cazatalentos, las dos categorías que cuentan con un mayor potencial de crecimiento en un futuro.