Números rojos

Jornada de pérdidas en unas Bolsas temerosas

Los números rojos se impusieron ayer en los mercados ante los malos resultados de Citigroup, que informó de un descenso del 57% en los beneficios correspondientes al tercer trimestre. El Ibex tampoco pudo escapar del sentimiento negativo del mercado y cerró con un descenso del 0,48%, que pone fin a cuatro días consecutivos de ganancias. Las pérdidas más voluminosas fueron para Inmobiliaria Colonial (-4,48%), Acciona (-4,32%) y Telecinco (-3,77%). De todos modos, sólo cuatro valores concluyeron al alza; se trató de Gamesa (2,15%); Santander (0,8%), Red Eléctrica (0,48%) y ACS (0,23%). El selectivo concluyó en 15.187,5 puntos.

La razón del miedo que se apoderó del mercado radica en que el propio Citigroup, el mayor banco del mundo por ingresos, admitió que los retrasos en los pagos de los créditos hipotecarios pueden empeorar en el cuarto trimestre. La crisis de crédito vuelve a primer plano.

Las pérdidas fueron también la nota dominante a lo largo y ancho de Europa: el Footsie de Londres cedió un 1,28%; el Dax de Fráncfort, un 0,89% y el Cac de París, un 0,62%.

En EE UU importó muy poco que los datos de actividad manufacturera de Nueva York duplicaran las previsiones. Al final, lo que contó fue el mensaje de Citigroup. El S&P 500 cerró con un descenso del 0,84%; el Nasdaq, del 0,91% y el Dow Jones, del 0,77%.

A los mercados tampoco ayudaron los máximos del petróleo y el enésimo repunte del euro contra el dólar.

Cambios en la deuda

¦bull; El diferencial entre la deuda a corto plazo de Alemania y de EE UU, que históricamente ha favorecido a los bonos estadounidenses y, por añadidura, al dólar, ha desaparecido. Ahora mismo, tan sólo tres centésimas separan la rentabilidad entre unos títulos y otros.