Automoción

Los todoterrenos amortiguan la caída en las ventas de coches en agosto a un 2,7%

La subida en las compras de todoterrenos amortigua la caída de las ventas de coches en agosto, que rozan las 100.000 unidades vendidas. Las patronales alertan de que un incremento de los tipos de interés y la reforma fiscal pueden provocar un descenso mayor en ventas.

Los únicos que se siguen vendiendo a buen ritmo son los todoterreno. Han experimentado un crecimiento del 11,8% en las ventas del último mes. Gracias a ellos, el mercado de matriculaciones durante el pasado agosto sólo ha caído un 2,7%. Se han vendido 99.662 unidades, según informaron las asociaciones de fabricantes Anfac y de vendedores de automóviles (Ganvam).

La caída de matriculaciones en el segmento de turismos, casi el 90% del mercado, se ha agudizado hasta el 4,1%. Así, el mes de agosto se mantiene en la tónica anual de caídas moderadas mensuales. Durante los meses de 2007 se han vendido 1.119.044 vehículos, un 1,5% menos que los registrados entre enero y agosto del año pasado.

La directora de Economía de Anfac, Aránzazu Mur, estimó que la menor renta de las familias es la causa fundamental del descenso de matriculaciones. Anfac apuesta por cerrar el ejercicio con un mercado conjunto de turismos y todoterrenos por encima de los 1,5 millones de unidades. Augura además una evolución moderadamente negativa en torno al 2,5%.

En este sentido, Mur apuntó que la demanda del último trimestre del año se puede ver afectada por la subida de tipos de interés y por el mayor precio de artículos de primera necesidad, que seguirá afectando a la renta familiar. Mur estimó que el nuevo impuesto para los vehículos en función de lo que contaminan empezará a tener efectos en octubre pero en Anfac apuestan por un impacto neutro.

El presidente de la Asociación de Importadores de Automóviles, Camiones, Autobuses y Motocicletas (Aniacam), Germán López Madrid, estimó, por su parte, que la nueva tasa podría tener un impacto en la decisión de compra de los particulares que hiciera caer aún más las ventas.

Por canales de producción, la demanda de particulares, que supone tres de cada cuatro coches matriculados, y de las empresas no alquiladoras ha descendido en agosto un 2,2%. En el conjunto del año, las compras de estos segmentos acumulan un descenso del 2,5%, prácticamente en línea con la caída de agosto. Durante este mes, las empresas reducen significativamente las compras de flotas por las vacaciones.

López Madrid precisó el dato de compra de los particulares y estimó 'que es el que más sigue sufriendo la debilidad del mercado'. En los ocho primeros meses del año, acumula una caída del 6%. 'Desde 2004, este segmento de mercado, que es el de mayor rentabilidad para el sector, ha perdido un 10%', explicó López Madrid.

Las empresas de alquiler han reducido sus adquisiciones en el mes un 12,8%. Esta caída se explica, según las patronales, en que los alquiladores cumplieron en los meses previos a agosto con los objetivos de renovación de bienes de equipo, de cara a la temporada alta de verano. Gracias a este adelanto de sus compras, el acumulado del año en este canal de venta mantiene un alza del 4,4% en relación con los mismos ocho meses de 2006.