Aerolíneas

Los extraordinarios llevan a Air France-KLM a disparar el resultado

La aerolínea franco-holandesa Air France-KLM cerró el primer trimestre de su ejercicio fiscal con un fuerte avance del beneficio neto, que se disparó un 70% hasta 415 millones de euros. Esta cifra es engañosa, sin embargo, toda vez que en las cuentas se incluye una plusvalía de 40 millones de euros por la venta de su participación en la firma de restauración Alpha, así como un ingreso suplementario de 82 millones por la venta en el ejercicio anterior de Amadeus.

De esta manera, el negocio ordinario no se comportó tan favorablemente. Entre abril y junio Air France-KLM registró una facturación de 5.945 millones, apenas un 2,5% más que un año antes, tras transportar a 19,3 millones de pasajeros. Esta cifra supone un avance del 1,4%, pero presenta un coeficiente de ocupación del 81,4%, dos décimas menor.

El mercado no interpretó ayer de forma positiva las cuentas presentadas por la mayor aerolínea europea y se desplomó un 6,3% hasta valer 30,2 euros al cierre.

Por áreas de negocio, la facturación de la actividad de pasajeros se situó en 4.762 millones, lo que supone un alza del 3,2%, mientras que la partida de carga ha proporcionado 689 millones, con una caída del 5,5%.

El alza del petróleo ha costado un 8.3% más en el periodo, hasta suponer 1.090 millones. A finales de junio la deuda neta del grupo era de 31 millones.

Interés en Iberia

La aerolínea aprovechó la conferencia telefónica de presentación de resultados para reafirmar su interés en participar en la consolidación del sector de líneas aéreas. El director general, Pierre-Henri Gourgeony, afirmó que está 'vigilante' ante el desarrollo del proceso de venta la italiana Alitalia y también reconoció su potencial interés en Iberia, 'entre otros procesos'.