Huelga

Los maquinistas alemanes paralizan los trenes de cercanías

El portavoz del sindicato de maquinistas GDL anunciaba ayer que la prohibición judicial a la huelga que había sido convocada para hoy en los trenes de mercancías y largo recorrido no afectaba a los servicios de cercanías.

La amenaza se ha cumplido. El portavoz del sindicato de maquinistas GDL anunciaba ayer que la prohibición judicial a la huelga que había sido convocada para hoy en los trenes de mercancías y largo recorrido no afectaba a los servicios de cercanías. Así que, a primera hora de la mañana los maquinistas de la empresa nacional ferroviaria Deutsche Bahn han interrumpido el tráfico de trenes urbanos en Hamburgo y Berlín, según una portavoz de la empresa. En Hamburgo "ha sido detenido casi todo" el tráfico, ha declarado la funcionaria, mientras que en Berlín la línea este-oeste de trenes urbanos ha sido cancelada.

Las huelgas en trenes de cercanías sólo están prohibidas por los tribunales en el estado federado de Renania-Wetfalia y parte de Sajonia, según explicaba ayer Maik Brandenburger, portavoz sindical de los maquinistas. Berlín y Hamburgo quedan fuera de ese perímetro, así que el sindicato se ha valido de la 'triquiñuela' para conseguir su objetivo: paralizar el transporte ferroviario, esta vez, sin aviso previo.

El jefe del sindicato GDL, Manfred Schell, se mostró ayer indigando con la decisión del tribunal de Núremberg que prohibió la huelga que había sido convocada para hoy en trenes de larga distancia. Schell explicó ayer que, en el marco de las negociaciones con la empresa de transportes, nadie le advirtió de las medidas que iban a adoptar los tribunales. Schell ha respondido hoy a esa traición' con el paro en los trenes de cercanías.

El jefe del sindicato ha manifestado que ha decidido parar las redes locales con el objetivo de convencer a la dirección de Deutsche Bahn de "hacer una una oferta verdaderamente negociable". El sindicato reclama un acuerdo laboral exclusivo para sus miembros y 31% de aumento de salarios, pero la reivindicación es rechazada por la empresa ferroviaria.

En manos de los tribunales

El juez de Núremberg que prohibió la huelga de los maquinistas alegó que el paro "no sólo perjudicará a los demandantes" sino a la "economía de todo el país". El sindicato no podrá convocar una huelga en trenes de mercancías y largo recorrido hasta que se resuelva en primera instancia el proceso judicial iniciado por la empresa de transportes Deutsche Bahn, el próximo 30 de septiembre.

El sindicato ha apelado la decisión judicial y el tribunal deberá considerar la demanda este viernes. Ambas partes, sindicato y empresa, manifestaron ayer su deseo de nombrar a un mediador en el conflicto. El nombre del 'tercero'.