Capital Riesgo

Blackstone logra captar el mayor fondo para invertir del mundo

Inversores de todo el mundo han entregado a Blackstone 21.700 millones de dólares (aproximadamente 15.724 millones de euros) para comprar compañías. Las principales firmas de capital riesgo han cerrado en los dos últimos años fondos que suman cerca de 70.000 millones.

El grupo estadounidense Blackstone comunicó ayer el cierre del que es el mayor fondo de inversión de capital riesgo del mundo hasta el momento: 21.700 millones de dólares. El cierre supone un espaldarazo para la firma que acaba de salir a cotizar y que ha visto como en pocos días su valor en Bolsa caía por debajo del precio al que salió al mercado (a 31 dólares por acción, el 22 de junio).

A pesar de que hasta ayer mismo el cierre del fondo no había sido completado, Blackstone ya ha realizado operaciones valoradas en conjunto en 84.000 millones de dólares a través de este nuevo fondo, el quinto de la compañía, según explicó en un comunicado. Entre otras compras la firma de inversión ha adquirido ya Nielsen, Michaels Stores, Alliance Data System, Bioment o la cadena de hoteles Hilton. Blackstone añadió que el dinero empleado en estas operaciones supone que ya han utilizado el 66% del fondo.

Medio millón de personas

'Este voto de confianza de nuestros inversores es muy gratificante. El record de capital disponible nos impulsa a continuar jugando nuestro rol de líderes en el capital riesgo', indicó el presidente de Blackstone, Stephen Schwarzman.

La que pasa por ser ahora la mayor firma de capital riesgo del mundo, por encima de otros gigantes estadounidenses del sector como KKR, TPG o Carlyle, cuenta en la actualidad con presencia en el capital de 49 compañías que facturan en conjunto 90.000 millones de dólares al año y que emplean a medio millón de personas.

Gracias a la salida a Bolsa de Blackstone el mercado ha conocido este año datos de la firma hasta ahora casi ignorados: la firma ganó 2.300 millones de dólares en 2006 y en el primer trimestre de este año 1.130 millones. Stephen Schwarzman ganó el año pasado 398 millones de dólares y tras la OPV se embolsará 677 millones más. Su participación del 23% en Blackstone le proporciona una fortuna estimada en 7.700 millones de dólares.

Entre las últimas operaciones de Blackstone se encuentran la oferta de compra de DJ Orthopedics por 1.160 millones de euros, la oferta para comprar la cadena Hilton, por 14.675 millones de euros y millones de euros), y la lanzada para adquirir Biomet (de implantes ortopédicos) junto con KKR, TPG y la filial de capital riesgo de Goldman Sachs.

En mayo el grupo de inversión acordó la compra de Alliance Data Systems, una empresa de servicios de marketing y procesos de datos de Dallas (Estados Unidos) por 4.743 millones de euros.

En febrero de este año cerró la que por el momento es la mayor operación realizada nunca por una firma de capital riesgo, la compra de la inmobiliaria Equity Office Properties, por 30.064 millones de euros (por encima de la adquisición, por cerca de 30.000 millones de los hospitales HCA realizada por KKR, Bain Capital y Merrill Lynch). Equity Office Properties posee 580 edificios de oficinas en Estados Unidos.

En los últimos tres años, Blackstone ha adquirido más de 10 empresas inmobiliarias cotizadas, entre ellas CarrAmerica Realty, MeriStar Hospitality y Trizec Properties.

70.000 millones para invertir

La suma de los fondos cerrados en los dos últimos años por siete grandes firmas de capital riesgo es de casi 70.000 millones de euros. Los bajos tipos de interés han propiciado la posibilidad de realizar gigantescas operaciones financiadas en gran parte con deuda bancaria. El poder financiero alcanzado por este sector lo convierte en un actor determinante en economías nacionales.

Sobrado para comprar El Corte Inglés e Iberia

Blackstone podría, sobradamente, comprar con el último fondo cerrado El Corte Inglés e Iberia, por ejemplo. El grupo español de distribución tiene una valoración de 14.000 millones de euros, un cálculo realizado a partir del valor que una juez ha atribuido este año a una participación del 0,69% del total de la compañía (98,5 millones). Y por Iberia la firma de capital riesgo TPG ya ha puesto sobre la mesa una oferta de compra de 3,6 euros por acción de la aerolínea española (3.400 millones de euros). Aunque Blackstone ya ha invertido el 66,6% del total del fondo cerrado ayer (menos de 14.000 millones de dólares), ha realizado operaciones valoradas en conjunto en 84.000 millones de dólares. Es decir, que multiplica por seis, con deuda, el dinero que pone sobre la mesa para realizar adquisiciones. Que parte de ese fondo sea invertido en España no es descabellado. De hecho Blackstone ya ha tratado de hacer operaciones en el país: participó en 2005 en un intento de compra del grupo Auna (que finalmente adquirió France Télécom) y según han apuntado fuentes consultadas por este diario trató también de participar en la opa de Endesa (extremo que no ha sido confirmado por la sociedad de capital riesgo).

También estudió la compra de la inmobiliaria Colonial, o adquirir una participación, pero el empresario sevillano Luis Portillo se adelantó.

A finales del pasado año fichó a Javier Aguirre, ex ejecutivo de Telefónica y gran conocedor del sector de las telecomunicaciones, para representar sus intereses en España.