Aeronáutica

España apuesta por salir reforzada tras la reorganización de EADS

España pretende que su posición dentro de EADS se 'enfatice' tras la reorganización estructural del grupo que preparan Francia y Alemania. Los dos países mantienen todavía el pulso por el reparto de poder futuro.

España busca que su papel en el consorcio aeroespacial europeo EADS se vea reforzado tras la reorganización estructural que pretenden impulsar Francia y Alemania en el seno del grupo. 'Queremos que la posición de España se vea algo enfatizada' en la nueva estructura, explicaron en fuentes conocedoras del proceso.

De momento, la parte española ya ha sido consultada por sus socios franceses y alemanes en el consorcio sobre el futuro de la empresa. En este sentido, las mismas fuentes subrayaron que España ha dejado claro que apoyará un acuerdo entre Francia y Alemania que permita que EADS se convierta en una empresa 'más normal' y que esté 'mejor vista' por los mercados.

De momento, los últimos mensajes oficiales lanzados desde el Gobierno español van dirigidos a que el país gane peso en los principales proyectos del grupo. En concreto, el Plan estratégico del sector aeronáutico 2007-2016 que ultima el Ministerio de Industria tiene como objetivo que España participe con una media del 20% en los programas clave de defensa de EADS y cuente con, al menos, un 15% en los de la filial aeronáutica Airbus. España controla un 5,48% del capital del grupo a través del holding público SEPI y cuenta con un representante en el consejo de administración.

AIRBUS GROUP 89,25 0,28%

En cualquier caso, la futura organización del grupo está en manos de sus accionistas principales: Francia, que controla un 22,5% del consorcio a través de Sogeade (Estado francés y grupo Lagardère); y Alemania, con otro 22,5% del capital (Daimler y un grupo de inversores privados y cajas regionales). La decisión final no se conocerá hasta el próximo lunes, día 16, tras el encuentro que mantendrán el presidente galo, Nicolás Sarkozy, y la canciller germana, Angela Merkel, en Toulouse, la sede de Airbus.

Las fuentes consultadas apuntaron que el compromiso del Gobierno francés es el de cerrar el encuentro con un 'discurso común' sobre el futuro de EADS que ofrezca seguridades y garantías de futuro y con una nueva fórmula de gobierno de la compañía. Una fórmula que todavía no está cerrada, pese a las filtraciones interesadas que se han producido en los medios de comunicación de uno y otro país para tratar de presionar a sus adversarios.

Lo único que está claro es el deseo de las partes por acabar con la bicefalia en la dirección del grupo. El problema es quién cede y deja el poder ejecutivo (consejero delegado) en manos de la otra parte. El pulso se mantiene.

Airbus bate a Boeing en pedidos en la primera mitad del año

El fabricante aeronáutico europeo Airbus, filial de EADS, logró cerrar contratos para la venta de 680 nuevos aviones comerciales en el primer semestre del año. De esta forma, la empresa volvió a arrebatar el liderazgo mundial a su rival Boeing tras la crisis de 2006. El grupo estadounidense consiguió 544 pedidos hasta el 3 de julio.

Airbus logró dar un fuerte impulso a su cartera de pedidos hace un mes, durante el Salón Aeronáutico de Le Bourget (París), en el que firmó 425 nuevos contratos. El superavión A-380 ya tiene 165 encargos.