Distribución

El Corte Inglés recurrirá el auto que le obliga a pagar a César Areces en 10 días

Una resolución judicial señala que el Corte Inglés deberá comprar antes de 10 días la participación del 0,69% en manos de César Areces por 98,5 millones de euros.

L a titular del Juzgado de lo Mercantil número 3 de Madrid, Miriam Iglesias, ha dictado un auto en el que ordena la ejecución provisional de la sentencia dictada el pasado 14 de abril que obliga a El Corte Inglés a comprar a César Areces su participación del 0,69% del capital social antes de 10 días. La cantidad que, de acuerdo con la sentencia, deberá pagar por las acciones que se encuentran en poder de César Areces, sobrino de uno de los fundadores de la compañía, asciende a 98,5 millones.

A pesar de que en su auto la juez aclara que se trata de una resolución firme contra la que no cabe recurso alguno, fuentes de El Corte Inglés afirmaron ayer que planean 'elevar un escrito de oposición a la medida de ejecución provisional de la sentencia que ha dictado la juez'. Al tratarse de una resolución firme sobre una condena dineraria, El Corte Inglés sólo podrá oponerse a que se tomen determinadas medidas a la hora de hacer efectiva la ejecución provisional de la sentencia y eso en el caso de que entienda que se causará una situación absolutamente imposible de restaurar o de compensar económicamente mediante el resarcimiento de daños y perjuicios.

En todo caso, fuentes jurídicas aseguraron ayer que la juez ha dictado un nuevo auto, aclaratorio al que dicta la ejecución provisional de la sentencia, que todavía no ha sido comunicado a las partes.

La ley establece el derecho que tiene todo aquél que haya obtenido un pronunciamiento a su favor a pedir y obtener su ejecución provisional hasta que se resuelva finalmente el caso.

La sentencia que el tribunal mercantil dictó en abril ha sido recurrida por El Corte Inglés ante la Audiencia Provincial de Madrid, por lo que si el fallo fuera finalmente favorable a la empresa de distribución, César Areces tendría que devolver el dinero.

En su auto de ejecución provisional de la sentencia, la juez requiere a El Corte Inglés a que 'en el plazo de 10 días cumpla los términos de la sentencia'. Para ello, César Areces deberá entregar a la compañía de distribución 'los títulos múltiples representativos de las acciones' de César Areces 'para que le sean endosados y entregados y satisfaga al ejecutante o consigne judicialmente la suma de 98.520.424,80 euros'.

El caso se originó por un enfrentamiento entre El Corte Inglés y César Areces Fuentes por la diferencia en cuanto a la valoración de las acciones en poder de éste. La sentencia estimó parcialmente la demanda formulada por el sobrino del fundador, a quien representa el bufete Jiménez de Parga.

La empresa de distribución ofrecía 35 millones de euros por el 0,69% del capital social. Pero la juez consideró que la valoración de sus acciones ascendía a 98,5 millones. Una cantidad que se dedujo de los cálculos que realizaron dos expertos del IESE, que valoraron El Corte Inglés en, al menos, 14.000 millones.