Arnaldo Muñoz

'Un cuarto del tráfico de Easyjet es español'

El bajo coste ha penetrado en España en poco tiempo. El turista nacional se fía cada vez más de comprar vuelos por la red y hace más viajes al año. Del tráfico que mueve Easyjet, el 24,2% proviene del país.

Easyjet mueve 33 millones de pasajeros al año. Del total, ocho millones ya contrata su billete desde España, según el director general, Arnaldo Muñoz. Hay muchas razones por la que el español se apunta a los vuelos baratos. La puesta en marcha de las bases de operaciones de las principales low cost en Madrid, la mayor oferta barata de vuelos y la pérdida del miedo a internet, son algunos de los motivos. La aerolínea de bajo coste constata que el mercado nacional avanza al año a un ritmo del 30%, y que se centrará en el mercado europeo. No probará los vuelos intercontinentales como su rival, Ryanair.

Easyjet apuesta por España. Ha comprado cuatro aviones para su base de operaciones de Madrid y sigue abriendo rutas cada semana... ¿Cree que el viajero de aquí confía en el bajo coste y en internet como en otros países europeos?

'La mitad de las salidas es de turistas con estancias cortas y el 20%, de negocios'

Sí. La actividad desde España se ha duplicado en los últimos cuatro años. El negocio de bajo coste ha crecido rápido. Es más, de los 33 millones de viajeros que compran vuelos a Easyjet, ocho millones son de España. Un cuarto del tráfico total es español, lo que significa que hay negocio.

El crecimiento anual de Easyjet en España es del 30%, ¿cuáles son las causas de este avance?

Hay muchos motivos. En primer lugar, existe una mayor penetración de las nuevas tecnologías en España y, más en concreto, de internet y ADSL. Lo segundo, es que el cliente va perdiendo el miedo a pagar su viaje a través de una tarjeta de crédito. Además, el que exista una consolidación de las aerolíneas de bajo coste y que se dé información boca a boca de que la actividad funciona, también influye. Otros factores de este crecimiento rápido son que las dos aerolíneas de bajo coste europeas (Ryanair y Easyjet) han instalado sus bases de operaciones en Madrid, y que las infraestructuras de los aeropuertos españoles han mejorado considerablemente.

Su rival Ryanair ha anunciado recientemente la creación de una aerolínea de largo radio desde Europa, e incluso desde España hacia destinos de EE UU. ¿No tiene pensado Easyjet hacer algo similar o cree que es un error?

Para anunciar rutas intercontinentales primero debería haber anunciado la compra de aviones de largo recorrido, algo que todavía no ha hecho. Nosotros pensamos que el modelo de bajo coste no es muy factible en algunos destinos lejanos como EE UU; sería costoso. Creemos que es mejor seguir creciendo en Europa, porque todavía tiene mucho potencial de desarrollo, por lo que nos centraremos en lo que sabemos hacer: las rutas económicas de corto y medio alcance.

¿La base de operaciones recién inaugurada en el aeropuerto de Madrid está siendo rentable para Easyjet, teniendo en cuenta la agresiva oferta de vuelos económicos?

Sí, está teniendo mucho éxito. Tenemos un nivel de ocupación de los aviones en esta terminal del 82%. Considerando que la ocupación media del resto de los destinos es del 85% y que las rutas desde Madrid son nuevas, es muy positivo. Desde Madrid operamos ya 18 rutas y tenemos 200.000 pasajeros al mes. En un año, estimamos cumplir nuestras previsiones: llegar a los dos millones de clientes. A medio plazo, perseguimos ser la tercera compañía del sector en este aeropuerto.

Antes, el viajero de low cost era gente joven con poder adquisitivo medio o bajo; ahora, eso ha cambiado...

La gente que viaja es muy diferente. La mitad de las salidas de Easyjet pertenece a turistas que pasan estancias cortas de dos o tres días en otros países por varios motivos: por conciertos, aficiones de deporte, arte o para probar un restaurante caro en algún destino. El 20% de los viajes es de negocios, mientras que el resto procede de viajeros que contratan estancias más largas - más de una semana-, aunque esto último es minoritario. Lo que también ha variado ha sido la frecuencia de las salidas. El turista contrata más viajes al año, cuatro veces, frente a una del pasado.

Las low cost han revolucionado el mundo del viaje y han hecho que algunos segmentos como las agencias y aerolíneas tradicionales estén pasando por dificultades. ¿Hacia dónde va el negocio que no sea online?

La agencia tradicional de viajes basa su negocio en el vuelo chárter y eso ya no tiene mucho futuro. El viajero sabe que entrando en la página web de las aerolíneas de bajo coste tiene mejores tarifas y que puede también hacer sus viajes personalizados y a medida. Tanto es así que la página de Easyjet en Reino Unido es la tercera más concurrida, después de Amazon e Ebay.

Los vuelos internos, otro reto de la británica

Easyjet inauguró hace unos meses su base de Madrid (Barajas) en la Terminal 1. Ahora traslada sus oficinas hacia la parte renovada de la misma terminal. El nuevo centro permitirá a la aerolínea operar en otros destinos nacionales, hasta ahora en manos de operadores tradicionales, 'con altos precios y pocas frecuencias', dice su director para España, Arnaldo Muñoz. Easyjet espera que en tres años, el 50% de la actividad se opere en el negocio doméstico. La aerolínea es la primera low cost internacional en ofrecer vuelos en España (entre ellos, en Asturias, Palma de Mallorca y A Coruña) y tiene pretensiones de ampliar el abanico de estas rutas a hacia otras ciudades, según Muñoz. Este centro ha estado tutelado desde el principio por la Comunidad de Madrid, que intervino en la puja entre otras ciudades europeas.