Unión Europea

La UE necesita 3.000 millones de euros en dinero público para Galileo

Los consorcios adjudicatarios de Galileo, el futuro sistema europeo de navegación por satélite, dejaron ayer expirar el plazo concedido por la Unión Europea para que presentasen un plan viable para iniciar el proyecto.

La Comisión Europea, según un portavoz consultado por Cinco Días, considera que esta parálisis de las empresas (entre las que figuran las españolas AENA e Hispasat) condena el lanzamiento de los 30 satélites a 'un retraso irrecuperable y a un riesgo inaceptable para las finanzas públicos'.

El comisario europeo de Transportes, Jacques Barrot, presentará la próxima semana las alternativas para superar el bloqueo. Su departamento no oculta que la solución preferida es que el erario público asuma todo el coste de creación de la infraestructura llamada a rivalizar con el GPS estadounidense.

Y calcula que, en total, serán necesarios entre 2.000 y 3.000 millones de euros (a sumar a los 1.200 millones ya presupuestados) para sufragar un coste que la industria no está dispuesta a asumir. La explotación de la infraestructura, en cambio, sí que será privada.

Bruselas confía en recuperar así el tiempo perdido y lograr desbloquear la situación en la que se cuenta el sistema europeo para que entre en funcionamiento entre 2010 y 2011.