Bolsa

Máximos en Wall Street pese al riesgo inflacionista que teme la Fed

La Reserva Federal mantuvo los tipos de interés en el 5,25%, tal y como se esperaba. La institución sigue preocupada por la inflación, y de hecho, subrayó que se ha convertido en el principal riesgo para la economía. El retraso que esto supuso en la expectativa de bajadas de tipos no impidió avances en Wall Street. El Dow Jones subió el 0,4% y concluyó en máximo histórico.

Comentaba ayer Miguel Ángel García, director de inversiones de Deutsche Bank, en un encuentro en Madrid con periodistas, que la Reserva Federal no toma decisiones de un día para otro, sino que prepara al mercado para sus próximas actuaciones. Con ello, no esperaba sorpresas en la última reunión. Y así fue. Se estimaba que mantuviera los tipos de interés en el 5,25% actual, tal y como han quedado.

Lo que realmente quería conocer el mercado era la opinión de la institución monetaria sobre la marcha de la economía. El comunicado de Ben Bernanke, su presidente, se centró más en la inflación que en el crecimiento. 'La principal duda para el comité reside aún en la inflación. Las futuras actuaciones en política monetaria dependerán de la evolución que siga, así como del crecimiento económico', dijo. Miguel Ángel García, por ejemplo, sigue considerando que el escenario es de bajadas en los tipos de interés, aunque espera que no se produzcan de forma inmediata. Para abril de 2008 calcula que estén en el 4,50%.

Las dudas sobre la inflación y la economía son factores con los que llevan conviviendo las Bolsas desde hace tiempo. Y de momento no ha afectado a la trayectoria de la renta variable estadounidense, que prácticamente iguala en el año con la media europea, que es del 7%.

Los resultados y los movimientos empresariales animan la sesión

El comunicado de ayer tampoco trajo grandes sorpresas aunque sí dejó constancia de que la Reserva Federal no tiene prisa por bajar los tipos de interés. De hecho, las expectativas que maneja el mercado han cambiado. En diciembre los futuros daban una probabilidad de un 99% a un recorte este verano, una expectativa que ayer cayó del 17% al 15% tras la reunión.

En cualquier caso, la Bolsa se apoyó en los resultados sólidos de empresas como Walt Disney y en las expectativas de concentración que rodeaban a otras como Alltel o BHP Billiton para seguir al alza. El retroceso del crudo supuso otro balón de oxígeno. Así, tras la volatilidad en el momento del comunicado los avances se impusieron. El Dow Jones subió un 0,4% y marcó máximo, mientras que el S&P ganó un 0,32% y se quedó a 15 puntos del récord histórico. El Nasdaq sufrió en la apertura por los resultados de Cisco; pero al final subió el 0,18%. El beneficio del fabricante de equipos de redes creció el 34%, pero lo que le hizo bajar un 6,5% fueron sus previsiones.

La deuda sí se vio más afectada y el tipo del bono a 10 años, que se mueve a la inversa que el precio, subió al 4,663%. El dólar apenas varió y se colocó en el 1,353.

Subidas estrechas en Europa

En las Bolsas europeas predominaron las subidas, aunque no llegaron al 1%. El Euro Stoxx 50 cerró con un ascenso del 0,31%. Los inversores se movieron a ritmo de operaciones corporativas y resultados empresariales, pero la actividad se redujo en espera del comunicado de la Reserva Federal. Por tanto, la sesión de Europa puede verse influenciada hoy por el cierre de Wall Street.

El Ibex repuntó un 0,36%, hasta los 14.609,40 puntos. Hubo avances por encima del 1% en el caso de Telecinco (1,71%), Abertis (1,41%) y Gas Natural (1,22%). Corporación Dermoestética fue la estrella de la sesión con una revalorización del 12,65%. La compañía ha multiplicado por 10 los beneficios del primer trimestre.

Algunas inmobiliarias continuaron a la baja. Tal es el caso de Colonial (-1,97%) Urbas (-2,36%) y Metrovacesa (-0,70%). El Ibex sigue relegado en cuanto a revalorización anual con respecto a Europa. Gana un 3,27%, frente al 13,32% de Alemania.