Banco de España

La deuda familiar creció en 2006 al mayor ritmo de los últimos siete años

La deuda financiera de las familias españolas (préstamos, créditos y cuentas pendientes de pago) cerró 2006 con el mayor crecimiento de los últimos siete años, un 18,53%, hasta situarse en los 832.289 millones de euros, según los últimos datos publicados por el Banco de España.

Esta cifra supone un nuevo máximo histórico en el endeudamiento de las familias -alrededor de 130.000 millones de euros más que al término de 2005- y ya equivale al 85,25% del Producto Interior Bruto (PIB).

El crecimiento de la deuda de los hogares se sustentó en los préstamos a largo plazo, fundamentalmente créditos hipotecarios, que crecieron casi el 20% y suponen la principal rúbrica de la deuda de los hogares, con algo más de 740.000 millones de euros.

Los préstamos a corto plazo crecieron a un ritmo del 15,9%, hasta los 38.414 millones de euros, mientras que las cuentas pendientes de pago sumaban al cierre de 2006 un total de 53.593 millones, un 10,20%.

En cuanto a la riqueza financiera de las familias, los activos que están en manos de los hogares (efectivo, acciones, fondos, seguros, etc.) sumaban al cierre del pasado año 1,75 billones de euros, lo que representa un crecimiento del 13,7%, según los datos del Banco de España. Las acciones y las participaciones en fondos de inversión continúan siendo los activos preferidos por las familias españolas, con cerca de 730.000 millones de euros, un 14,6% más, seguidos de cerca por el dinero en efectivo y los depósitos, con algo más de 673.000 millones de euros, un 13,8% superior al cierre de 2005.

Entre estos dos activos suman más de 1,4 billones de euros, que equivale al 80% de la riqueza financiera de las familias al cierre de 2006. Los seguros, con 247.765 millones de euros; las cuentas pendientes de pago, con 57.317 millones, y los valores distintos a acciones, con 43.047 millones, completan los activos en manos de los hogares españoles.

Con estos datos, la riqueza financiera neta de las familias (los activos menos los pasivos) alcanzó al término de 2006 una cifra positiva de 918.289 millones de euros, equivalente al 94,07% del PIB a precios de mercado.